El artista italiano informó que no actuará en el acto del 20 de enero en Washington.

El reconocido tenor italiano Andrea Bocelli confirmó que no formará parte de la ceremonia de inauguración del gobierno de Donald Trump, el próximo 20 de enero en Washington DC.

El periódico The New York Post publicó en su sección Page Six que Bocelli, de 58 años, decidió esta vez no cantar para el magnate. Anteriormente, en eventos y galas privadas, sí lo hizo para la familia Trump.

De acuerdo con Page Six, Bocelli dijo que "de ninguna manera" actuará en el acto oficial, para evitar la controversia.

Tan pronto se informó que el artista se encontraba entre los posibles invitados a gala, una ola de rechazo se inició través de las redes sociales.

Compartir

Comentarios