El Ministerio de Salud Pública estuvo en Las Talitas, Simoca y Barrio Diego de Villarroel (San Miguel de Tucumán) para continuar con la campaña preventiva de erradicación del mosquito transmisor de dengue, zika y chikungunya.

En la oportunidad se eliminaron cacharros inservibles con el fin de evitar los potenciales criaderos del mosquito. Para estas acciones Salud trabajó articuladamente con la Municipalidad capitalina desplegando las áreas de la Red de Servicio, Epidemiología, Dirección de Salud Mental, Saneamiento Básico y Área Operativa Sudeste. 

Las actividades fueron coordinadas por el referente de la Mesa de Trabajo Provincial, Manuel Luna, y contó con la participación de agentes sanitarios.

Las tareas se centraron en la zona del Barrio Diego de Villaroel y ampliación, cubriendo más de 250 familias. En cuanto a Las Talitas, en el Barrio 1° de Mayo, se alcanzó más de 300 hogares. Se realizó entrega de folletería y de repelente, tratamiento focal, abatización, tratamiento con los reservorios y fumigación de domicilios.

GP.

Compartir

Comentarios