La actriz de “Amar Después de Amar” explica como construyó su personaje y cuál es su relación con sus compañeros en un producto pensado para ser “de exportación”.

Isabel Macedo regresa a la pantalla chica bajo la piel de Raquel, una acomodada empresaria pesquera, en ADDA, Amar Después De Amar, la nueva puesta de Telefé que se estrenó el lunes y va de lunes a viernes a las 22 y en cuya historia no se culpa "a la mujer -definió la actriz- porque las cosas no funcionan" al tiempo que se relata con "la mayor cantidad de realidad posible". La novela en la que la ex periodista de la exitosa tira "Guapas" comparte el rol protagónico con Eleonora Wexler, Mariano Martínez y Federico Amador, relata el fuerte vínculo entre dos parejas, que aparece como disparador de un amor prohibido, capaz de dejar al descubierto una pasada y secreta relación entre dos amantes."Es un personaje que yo elegí hacerlo de ese modo", contó Macedo sobre la interpretación de Raquel, y agregó: "No quería que fuese una persona a la cual las cosas le suceden porque está distraída, porque no está atenta o porque está ocupada en otra cosa"."ADDA, Amar después de Amar" gira en torno de dos parejas, por un lado el matrimonio de Raquel y Damián, encarnado por Federico Amador, también relacionado al negocio pesquero, y por el otro, el de Santiago (Mariano Martínez) trabajador de la construcción en vías de expansión y Carolina, una temperamental ama de casa interpretada por Eleonora Wexler. "A veces estás muy enamorado y la vida te atropella. Lo único que tenés que saber es cómo caes parado de esa situación y cómo te tenés que manejar a partir de ahí, cuando una desgracia tan grande te toca en la vida", exteriorizó Macedo sobre las vicisitudes que vive su personaje en la serie que no tiene planteada una segunda temporada. La amistad entre esta dos familias, que se conocen a través de sus respectivos hijos adolescentes, será atravesada por interrogantes a partir de un accidente automovilístico, que -a su vez- marcará dos líneas temporales en la historia: una que narrará el presente y otra, lo que sucedió tres años antes del choque."Necesitaba contar una historia en la que no se culpara a la mujer porque las cosas no funcionan, que tuviera la mayor cantidad de realidad posible. A veces, vos no sos la responsable de las cosas que te suceden y sin embargo te pasan. Todo el tiempo tenés la posibilidad de elegir cómo tomar las cosas que te pasan, en la vida tenés menos margen porque si te equivocas capaz tengas una consecuencia próxima que te dañe", argumentó sobre las características que la atrajeron a la propuesta."En una telenovela, para armar un personaje, como armo todos los personajes, siempre sé qué color le gusta y que color no o cómo contestaría y cómo no, y en este caso yo elegí que Raquel no hable mal de nadie, ni siquiera del padre de sus hijos, pero tiene mil preguntas que se hace y que necesita saber".

"Ninguna mujer puede ser engañada porque no ve"

La flamante esposa del gobernador de Salta Juan Manuel Urtubey volvió a su otro amor: el de la actuación. Y hablando de su personaje en ADDA entiende que: "No creo, de ningún modo, que una mujer pueda ser engañada porque no ve, creo que en este caso, es gran responsabilidad de un hombre que tiene ganas de arruinar una historia de amor. A lo largo de los capítulos, ella está tratando de entender eso. Es una historia que está encarada de un modo distinto, los temas se hablan de una forma más real, encarnizada". "No me tocó ninguna historia parecida y no conozco a nadie que le haya pasado eso, pero sí creo que está contada con una realidad y con una verdad que podría suceder. Eso es lo que también hace que no sea como la típica historia de amor, que la historia de amor está basada en las diferencias sociales. Acá no pasa por ahí, es una historia de amor de alguien que elige...", dejó al suspenso la actriz, de 41 años.

Pensada y trabajada como una producción de exportación

La serie, que está integrada por 70 capítulos y que se transmite por la pantalla de Telefé de lunes a jueves a las 22, fue doblada al español neutro y ya vendida a Chilevisión para ser estrenada este año, y se registra como la 17ma. serie de televisión en la trayectoria artística de la intérprete cuya primera oportunidad actoral se remonta a 1997, con la telenovela "Ricos y famosos"

El guión de "ADDA, Amar después de amar" -tira grabada íntegramente con tecnología 4K, de alta calidad cinematográfica- que escribieron Erika Halvorsen, Gonzalo Demaría, Micaela Libson y Esteban Garrido, está contado sobre dos líneas temporales, una de ellas signada por un misterioso accidente en la ruta y la otra, tres años antes.Dirigida por Miguel Angel Colom y Pablo Vázquez (que compartieron junto a Diego Sánchez la dirección de "Entre Caníbales'), "ADDA. Amar después de amar" no sólo se podrá ver a través de la señal de aire de Telefé sino que también se extenderá a las plataformas digitales de la cadena de televisión a través de un blog y de la serie web "La búsqueda de Laura".Esta experiencia transmedia que propone contenido extra y la historia en paralelo de Laura, la mujer de un detective que es encarnada por Manuela Pal, relatará en formato de novela literaria la investigación del accidente y develará en cada episodio distintas pistas sobre la historia de los amantes."Este proyecto es algo novedoso, desde el momento en que nos convocan para hacer una serie de 70 capítulos que, más allá de cómo le vaya, ya está grabada y ya tiene un fin. Lo mismo pienso de la webserie, que es algo innovador porque mientras la novela está al aire hay una investigación que se lleva a cabo paralelamente. De ese modo, la gente podrá participar y sacar sus conclusiones o tirar la investigación para el lado que cree que va", opinó sobre los elementos que se apoyan en el argumento principal de "ADDA", redondeó al respecto.

Fuente Diario Popular

Compartir

Comentarios