Nicolás San Marco publicó en Facebook un escrito en el que cuestiona el audio que se viralizó del concejal en contra de la figura de Eva Perón y de su enfermedad.



En una carta que publicó a través de Facebook, Nicolás San Marco, docente y estudiante de Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires (UBA), cuestionó el audio que se viralizó a través de WhatsApp del concejal de Cambiemos, Agustín Romano Norri, en el que  denosta a Eva Perón y celebra el cáncer.  

En la misiva San Marco revela que hace siete meses le detectaron Linfoma No-Hodgkin, un tipo de cáncer que se origina en los glóbulos blancos. “Desde ya le hago saber que no escribo esto con intención de desprestigiarlo –acto que puede entenderse así con por estar inmerso en un país en un contexto eleccionario-ni mucho menos para obtener notoriedad pública”, expresa el autor de la nota en el primer párrafo. Y agrega “no son ningunas de estas dos razones las que me animan a escribir esto sino, simplemente, el hecho de haberme sentido ofendido, agraviado y humillado por un funcionario”.

“A mí realmente me gustaría mucho poder extenderme más y contrale en profundidad, Sr. Romano Norri, acerca del cáncer. Contarle sobre lo que es vivir un cáncer y contarle acerca de lo que es sobrevivir a un cáncer. Sin embargo, mi propósito es hacer pública esta nota con la única intención de hacerle llegar mi más absoluto repudio por haberme ofendido a mí, en lo personal pero también a los miles de personas que hoy padecen esta horrible enfermedad”, expresó el autor. 

El docente universitario adjudica las expresiones de Romano Norri a “su profunda ignorancia sobre el tema” y pide que considere visitar el Hospital del Niño Jesús de Tucumán o al Hospital Italiano de Buenos Aires para interiorizarse sobre el padecer de quienes realizan el tratamiento. “Lamentablemente considero que ha caído, como muchos durante estos últimos meses, en la bajeza de terminar sosteniendo cualquier cosa con tal de justificar una opinión. Ese ‘cualquier cosa’ es hoy la celebración de la muerte de un ser humano por cáncer”, reflexionó en el texto. 

“No sólo muestra con sus palabras el sentido más profundo de su odio de clase sino que evidencia también, fundamentalmente, su mas absoluto desprecio por todo rasgo de humanidad que un ser humano pueda llegar a tener”, cuestiona San Marco. “Discutir política es otra cosa, Señor, aún si ese discusión tiene lugar en un ámbito privado (…) el odio jamás llevó a alguien a buen puerto, mucho menos a un país”, concluye la carta.     

G.I

Compartir

Comentarios