El vehículo de la policía fue robado cuando los agentes participaban de un procedimiento en una casa particular. La patrulla fue encontrado pocos minutos después desmantelado, sin las llaves, el equipo de radio, una escopeta, un chaleco antibalas y las luces de la sirena.

El hecho fue cometido anoche cuando policías intentaron mediar en una pelea familiar que se registró en una casa ubicada en las calles 520 y 115, publica el diario El Día.

Según las fuentes, una patrulla acudió a un llamado por una denuncia en la propiedad que tenía como partícipe a un adolescente de 16 años al que en un primer momento no pudieron controlar.

Durante el procedimiento, del que participaron un agente, un oficial y una teniente de La Plata, un ladrón se llevó el patrullero, indicó el diario El Día.

Los policías, al advertir la maniobra, irradiaron el alerta y minutos después el móvil fue encontrado abandonado y desmantelado en la esquina de las calles 122 y 515, del barrio El Mercadito.

Tomó intervención la Dirección de Asuntos Internos, que inició un sumario administrativo a los uniformados involucrados en el hecho.

Compartir

Comentarios