Es en el marco de una medida de fuerza a nivel nacional en rechazo a las reformas que evalúa la Corte Suprema, como modificar la feria y los horarios judiciales. En los tribunales provinciales, los trabajadores realizan asambleas en todos los sectores.



 

Los trabajadores judiciales federales realizarán mañana un cese de actividades en la provincia en consonancia con una medida de fuerza a nivel nacional en rechazo a las reformas que evalúa la Corte Suprema de Justicia de la Nación, como modificar la feria y los horarios judiciales.

"Mañana (por hoy), a las 10, comienza una medida de fuerza a nivel nacional, o sea que nosotros cumpliríamos nuestro horario de trabajo ingresando a las 7 como todos los días y desde las 10 es la medida de fuerza. Vamos a concentrar en la Congreso y Piedras donde se van a expresar las disinttas representantes de los sindicatos", confirmó Secretaria General del Sindicato de Trabajadores Judiciales (SITRAJU) en Tucumán, Marieta Urueña Russo. 

Desde el Sindicato de Trabajadores Judiciales manifestamos nuestra disconformidad con este estado de situación y por ello nos movilizamos.

En primer lugar la Reforma de la Ley Orgánica de MPF significa un retroceso ya que contiene normas inconstitucionales y que constituyen un peligro para la división de poderes y tienden  a debilitar la figura del Procurador.

Entre los puntos críticos de la reforma encontramos que actualmente la ley vigente exige dos tercios de los votos del Senado para la designación del Procurador con el fin de elegir una persona que cuente con un amplio consenso e idoneidad. Asimismo las modificaciones introducidas respecto de la remoción del Procurador y Defensor General de la Nación atentan contra el mínimo de estabilidad necesaria para garantizar su autonomía. Se elimina su remoción a través de juicio político y se lo reemplaza por un mecanismo endeble que sólo requiere la mayoría absoluta de ambas cámaras del Congreso de la Nación para lograr su remoción, explicó la dirigente. 

Asimismo, agregó que el proyecto también habilita El proyecto también habilita a que el PEN inicie el proceso de remoción, solo con una resolución fundada y que, a partir de esto, se suspenda de oficio al titular del cargo, lo que en conjunto lo vuelve una herramienta de presión inadmisible (art 76). Esta modificación deja al/la Procurador/a o Defensor/a en una situación de debilidad frente a las consecuencias políticas que las investigaciones criminales o actos de gestión puedan acarrear.

Otro punto central y nefasto de la reforma es la Disolución de Procuradorías y Direcciones a las cuales el proyecto elimina sin más. Éstas procuradorias constituyen una herramienta invaluable en el apoyo de la investigación criminal especializada.

Por un lado se cuestiona el servicio de Justicia haciendo cargo de la mala administración a los trabajadores y por otro se pretende eliminar herramientas esenciales y de probada eficacia para luchar contra el crimen especializado y organizado.

Como si todo esto fuera poco el Proyecto de Reforma contiene una Cláusula transitoria en el art. 23 del proyecto en análisis cláusula transitoria tercera) que genera gran preocupación  por las consecuencias de gravedad que conlleva: dejar en la calle a una gran cantidad de funcionarixs del Ministerio Público con una cantidad de años de servicio, y formación y especialidad adquirida. Al respecto, cabe destacar que la ley de Ingreso democrático e igualitario de personal al Poder Judicial de la Nación y el Ministerio Público de la Nación (ley 26.861), excluye a las estructuras centrales (art. 3). Esta exclusión no puede ser ahora la justificación para vulnerar la estabilidad del empleo público, castigando a los funcionarios de los Ministerios Públicos por el no cumplimiento de un requisito que no había sido impuesto por el legislador al momento del ingreso.

 Ante este avasallamiento y retroceso democrático y por los numerosos  trascendidos que han tomado estado público en los últimos días acerca de Reformas que afectan Derechos Adquiridos de los Trabajadores Judiciales, a saber: Vacaciones, Jornada Laboral, Licencias, etc. 

Por su parte, la secretaria General de la Unión de Empleados Judiciales Nacionales (UEJN), seccional Tucumán, Alejandra Martínez, aclaró que en los tribunales no habrá paro, sino que se realizarán asambleas para debatir la situación de los trabajadores a partir de las reformas planteadas. 

"A nivel nacional, Julio Piumato que es nuestro referente, convocó a un paro a partir de las 10 de la mañana en todos los juzgados federales del país. En cuanto a los tribunales provinciales, todos los empleados estamos haciendo asambleas en todos los sectores porque las cortes son distintas. Acá en la provincia no sabemos qué medida va a tomar la Corte provincial con todo este atropello que nos quieren hacer por parte del presidente de la Nación. El tema es que se quiere confundir a la sociedad echándole la culpa a los empleados de la crisis que hay en la justicia. Es erróneo pensar que la crisis de la justicia se va a resolver quitándonos la feria de junio", afirmó la dirigente. 

Temas polémicos

El borrador

La Corte difundió un mensaje con cinco posibles reformas: eliminar la feria de julio, mover la de verano del 15 de diciembre al 15 de enero, ampliar la jornada de trabajo a 8 horas, correr el horario de atención y eliminar licencias especiales

Horario de trabajo

De acuerdo a un sondeo realizado por la Corte, los magistrados tolerarían modificar su horario de trabajo

Feria Judicial

Los funcionarios del Poder Judicial, de acuerdo a una consulta interna, son reacios a terminar con el régimen de feria judicial

Reglamento interno

Los ministros de la Corte encomendaron a la secretaría de Cristian Abritta empezar a trabajar en un proyecto de modificación del reglamento interno de la Justicia

El gremio, inflexible

El secretario general de la UEJN, Julio Piumato, entiende que cualquier modificación sería darle la razón a Macri y convocó a un paro de actividades en los tribunales

G.I

Compartir

Comentarios