Los arrestos fueron ordenados por el juez Bonadio, en la causa por presunto encubrimiento en el atentado a la AMIA.

Detuvieron al dirigente piquetero Luis D'Elia y al ex secretario Legal y Técnico del kirchnerismo Carlos Zannini, con pocas horas de diferencia, en la causa por presunto encubrimiento a los iraníes acusados por el atentado a la AMIA. Los arrestos fueron ordenados por el juez federal Claudio Bonadio, en la causa en la que ambos están imputados junto a la expresidenta Cristina Kirchner, entre otros, por la denuncia de Alberto Nisman.

Esta mañana, poco antes de las 7, un grupo de diez policías se presentaron en la casa del dirigente La Matanza. D'Elia abrió la puerta y acusó: "Quieren la humillación de la oposición, de la fuerza política". Pasaron dentro de la vivienda, estuvieron unos minutos allí y finalmente salieron, con el dirigente esposado.

Previamente había sido detenido Zannini, por la madrugada en Río Gallegos. El ex funcionario fue arrestado cerca de la 1 por efectivos de la Policía Federal, en momentos en que se encontraba en el domicilio de su suegra, ubicado en Perito Moreno y Mariano Moreno.

Desde octubre pasado que el dirigente piquetero que venía agitando la posibilidad de quedar detenido por esta causa, por el Memorando por Irán. De hecho, en ese momento hizo presentaciones de eximición de prisión ante Bonadio pero el magistrado las había rechazado todas, al argumentar que "no había ninguna orden restrictiva de la libertad".

El dirigente se había presentado en esta causa ante el juez, a mediados de octubre pasado. En esa oportunidad estuvo una hora y media ante Bonadio, no respondió preguntas y negó haber cometido "traición a la Patria o encubrimiento". "Me sorprende estar sentado acá, dado que nunca participé de ninguna negociación", dijo el dirigente, muy cercano a Irán, sobre la firma del Memorando. Reconoció que viajó varias veces a ese país pero declaró que "nunca se habló de impunidad ni de negocios".

G.I

Compartir

Comentarios