El ministro de Desarrollo Productivo, Luis Fernández, expresó que el Gobierno provincial y el sector citrícola observa el contexto con preocupación.

En torno a la preocupación generada por el despido de personal del SENASA y la campaña para prevenir el HLB, una plaga que afecta al citrus en otras regiones de Latinoamérica, el ministro de Desarrollo Productivo, Luis Fernández, expresó que el Gobierno provincial y el sector citrícola observa el contexto con preocupación, especialmente, por el mantenimiento de las barreras sanitarias para contener el ingreso de frutas y plantas que puedan acercar  la patología a la Provincia.

Trabajo junto entre la Provincia y los citricultores 

Fernandez-produccion-conferencia-LS“Estamos comunicándonos con el SENASA. La semana próxima habrá reuniones con representantes de los citricultores. Una vez que esto se termine de dilucidar podremos saber cuál será la estructura de las barreras y en función de eso ver cómo se actúa a nivel nacional para que los controles tengan la fortalezca necesaria para prevenir el HLB”, declaró Fernández.

El Ministro dijo que el gobernador, Juan Manzur, es promotor del diálogo permanente con la Nación para coordinar un plan de acción. “Hoy el sector privado está nucleado en el NOA para cubrir todo el territorio regional. En Tucumán tenemos las barreras móviles con móviles que están patrullando las rutas pero esto no alcanza. Necesitamos que las barreras fijas estén realmente fortalecidas y funcionando eficazmente”, finalizó.
G.I

Compartir

Comentarios