El niño había llegado al hospital alrededor de las 4:00. Los estudios de orina develaron que la sustancia era cocaína.

Había llegado a la guardia derivado de urgencia desde Gualeguaychú, donde vivía con su familia. Después de varias maniobras de reanimación los médicos lograron que reaccionara y lo entubaron. Todos los esfuerzos, sin embargo, no fueron suficientes y alrededor de las 4 de la mañana murió.

A los padres del bebé también le hicieron análisis, y el resultado fue positivo para la misma sustancia en sangre. Es por eso que, como la mujer amamantaba a la víctima, se cree que la droga pudo haber llegado al bebé por esa vía.

En principio, la fiscalía dictó una orden de restricción para la pareja aunque no descartan que cuando se conozca el informe definitivo de los forenses se pida su detención.

Compartir

Comentarios