El presidente rompió el silencio respecto a las turbulencias económicas de las últimas semanas. Reconoció la falta de coordinación con el Banco Central y ratificó a su equipo económico.

El presidente Mauricio Macri consideró "superada la turbulencia cambiaria", reiteró necesario "un gran acuerdo nacional" con todas las fuerzas políticas de cara al futuro y reconoció "problemas de coordinación entre el gabinete económico y el Banco Central".

"Como dijo el presidente del Banco Central, la turbulencia cambiaria la consideramos superada, pero es importante reconocer el momento de nerviosismo que se vivió en varios sectores de la población, hubo miedo y angustia", sostuvo el jefe de Estado en rueda de prensa en la residencia presidencial de Olivos.

Durante su mensaje, Macri tuvo lugar para la autocrítica al referirse a dificultades de "coordinación" entre los ministros que manejan la economía y el Banco Central. En esa línea, dijo que debe lograrse la coordinación necesaria "sin vulnerar la independencia" de la entidad que conduce Federico Sturzenegger.

"Estamos recorriendo caminos inexplorados, intentamos hacer las cosas lo mejor posible", agregó, al tiempo que ratificó a todos los miembros del equipo económico: "Es muy bueno y lo demostró esta semana".

En otro tramo de la conferencia, Macri afirmó que "el problema de fondo es corregir un problema que se arrastra hace muchas décadas", apuntando particularmente al déficit fiscal. Al respecto, el mandatario aseguró que la Argentina debe "profundizar" la reducción del gasto público porque "no se puede gastar toda la vida más de lo que se tiene".

"Lo que pasó en estas semanas es que el mundo ha decidido que la velocidad con la que nos habíamos comprometido a reducir el déficit fiscal no era suficiente", indicó.

"Por mi personalidad, siempre he sido muy positivo y tal vez me puse metas muy ambiciosas para todos", apuntó.

Así, insistió: "Pusimos metas demasiado optimistas y mucha gente se irritó por eso". Según explicó, "lo que está pasando en el país es un hecho concreto y para que eso pueda fortalecerse, necesitamos sacar esta mochila".

Para empezar a solucionar el "flagelo" del déficit fiscal, el jefe de Estado planteó: "Tenemos que sentarnos alrededor de una mesa y hacer un gran acuerdo sobre cómo vamos a equilibrar algo que la Argentina no logra hacerlo hace más de 70 años. Es una mochila sobre toda la sociedad. Es el momento de que hablemos con la verdad, no mas parches y que lo hagamos con responsabilidad".

Fue consultado sobre si pondría en juego su reelección para corregir el déficit y Macri contestó de forma contundente: "No estoy acá para hacer lo políticamente correcto ni lo que me conviene a mi. Estoy para hacer lo que es bueno para la gente y los argentinos necesitan tener previsibilidad y la certeza de que este gasto descontrolado no nos va a terminar aplastando en este esfuerzo que están haciendo. Soy el primero en reconocer el esfuerzo que han hecho. Evitamos una crisis que nos llevaba al 2001″. 

Macri apuesta a "un gran acuerdo nacional" y asegura que con el FMI no hubo negociaciones ocultas

 

Fuente: Infobae

 

 

Compartir

Comentarios