Conocé los fundamentos que dieron cada uno antes de la votación a favor o en contra de la despenalización del aborto.


En el caso de los representantes tucumanos en Diputados, ocho de los nueve ya habían definido su postura. Una mayoría rechazó la despenalización del aborto. En esa postura se inscribieron los macristas José Cano y Beatriz Ávila (Cambiemos), la kirchnerista Alicia Soraire y los peronistas José Orellana y Gladys Medina. 

En cambio, votaron a favor Teresita Villavicencio (radical, del bloque ECO), Pablo Yedlin (PJ) y Marcelo Santillán (Frente para la Victoria). 

El macrista Facundo Garretón, finalmente, confirmó su voto en contra del aborto legal. 

Los fundamentos

Teresita Villavicencio 

La radical Teresita Villavicencio fue la cuarta diputada tucumana en exponer sus argumentos sobre el proyecto para legalizar la interrupción del embarazo, y luego de contar por qué su voto es a favor fue ovacionada por los legisladores de su bando porque contó una experiencia que tuvo con el aborto. "La realidad me interpeló", aseguró.

"Florentina Gómez Miranda, ya hace 30 años, había presentado un proyecto de despenalización del aborto equiparando a todas las mujeres en el supuesto que contempla el código penal; todavía muchos diputados y diputadas se niegan a hablar de derechos sexuales y reproductivos", cuestionó la tucumana.

Villavicencio hizo referencia también a cuestiones legislativas en nuestra provincia: "soy diputada por Tucumán y no tenemos ley de educación sexual integral. El aborto existe y no sólo existe, es clandestino. Muchas mujeres mueren a causa del aborto clandestino y otras quedan afectadas en su salud sexual".

Marcelo Santillán 

"He seguido muy de cerca el debate. Debo confesar que las distintas historias me han movilizado mucho, pero nunca podría colocar mi mirada personal por encima de esta problemática social, sanitaria y de género. Este es un tema que debe abordarse como una política pública sanitaria, ya que el aborto existe con o sin ley vigente. Nuestro Proyecto Nacional tiene como premisa que es el Estado el que debe garantizar la salud integral de las personas. Debe acompañar a la mujer que  decidió libremente interrumpir su embarazo. Este proyecto de ley encarna la lucha de miles de mujeres por conquistar  un nuevo derecho. Y quiero resaltar un aspecto esencial: Si lo aprobamos, estaremos haciendo Justicia Social.El Estado Nacional, desertor de tantas garantías constitucionales, no puede ignorar que en la Nación Argentina día a día, hora tras hora, nuestras ciudadanas se someten a un aborto con inseguridad sanitaria".

"El Sistema de Salud está en falta. Por lo tanto, es el Estado el que desampara a todas las mujeres que mueren por interrumpir sus embarazos. Las estadísticas dejan ver un claro mensaje: Debemos implementar políticas públicas en salud para evitar la mortalidad materna, producto de abortos clandestinos. Y por eso es necesario aprobar esta ley. Aprovecho además para exigir al @GobiernoTucuman que adhiera a la Ley de Educación Sexual Integral ya que aún no se imparte educación sexual en las escuelas para evitar embarazos no deseados y principalmente, para que las mujeres puedan decidir libremente.Además Tucumán, es la única provincia que no adhirió a la ley de Salud Sexual y Procreación Responsable. Es repudiable escuchar la cantidad de denuncias Centro de Atención Primaria de la Salud en donde no llegan los anticonceptivos estipulados en la citada ley". 

Pablo Yedlin

"Defendimos a las mujeres que toman esta decisión para que no sean abandonadas ni criminalizadas y se generaron consensos en la necesidad de la educación sexual integral, y el acceso a todos los métodos anticonceptivos. Mi voto será a favor de la IVE, para que todas las mujeres que han llegado a esta situación y tomado esta decisión, no sean criminalizadas y abandonadas por el Estado".

José Cano

El diputado por Cambiemos rechazó el proyecto a favor del aborto legal. "Ninguno de los que estamos sentadas acá vamos a votar sujetos a presiones de ningún sector. Los que ocupamos una banca en este cuerpo tenemos suficientes valores y convicciones para votar lo que pensamos y lo que sentimos". Con esas palabras abrió su exposición el parlamentario.

"Hay provincias como la mía, Tucumán, que la Constitución provincial reconoce la vida desde el momento de la concepción. Y esto va más allá de que votemos en contra o a favor de esta ley; si esta ley se aprueba en Diputados y después en el Senado va a terminar en la Justicia discutiéndose la constitucionalidad de la misma", argumentó el diputado por Cambiemos.

José Orellana

El diputado José Orellana (PJ) ratificó esta noche su postura contra el proyecto que se debate en el Congreso para despenalizar el aborto de un embarazo hasta la semana 14 de gestación. "El aborto es una interrupción de una vida de un inocente que no se puede defender pero que también no se vuelve a reanudar. En si no deja de ser un asesinato cruel contra un indefenso y que no ha pedido venir a la vida tampoco", manifestó cuando tuvo la palabra.

El famaillense, que ya había adelantado que no respaldaría la iniciativa, afirmó que en países donde está legalizado el aborto también mueren mujeres durante el procedimiento. Además, manifestó que en España -donde es legal la interrupción del embarazo- buscan jóvenes en otros países porque la población es muy longeva.

Gladys Medina

Gladys Medina fue la primera en tomar la palabra de los nueve diputados tucumanos que debaten la iniciativa del aborto legal, seguro y gratuito. En su exposición, la peronista explicó que durante los últimos meses escuchó cientos de voces y que recibió a representantes de ONG y a vecinos preocupados por este tema. "En mi provincia cientos y miles marcharon el domingo pasado pidiendo por las dos vidas", dijo, adelantando su postura.

"La vida que crece en el seno materno es tan valiosa como la de un adulto aunque no esté plenamente desarrollada. Es muy frágil, pero de ninguna manera le quita su dignidad. "No podemos matar a quien no terminó de crecer, ¿qué pasaría con un adulto cuando lleguemos a la vejez porque ya no servimos?, nos desechan, nos tiran. Los seres humanos, si es por algo que nos caracterizamos, es por nuestra dignidad. Si hay algo que no tenemos que perder es nuestra humanidad", dijo.

La legisladora tucumana indicó que está a favor de la educación sexual, tanto en su postura como docente y como educadora. "Pero también, como educadora, apuesto a la educación en valores, de nuestros niños, de nuestra posteridad. Educación al respeto, a la solidaridad, al valor a la vida", insistió.

Beatriz Ávila

Cerca de las 1.30 se expresó en contra de la despenalización del aborto la diputada por Tucumán Beatriz Ávila (Cambiemos). La tucumana afirmó que lo que se debatía esta madrugada no era una cuestión política, partidaria o ideológica. "Es una cuestión de conciencia. Estamos discutiendo una cuestión moral. Estamos discutiendo una cuestión de valores", dijo.

"Un hijo no es propiedad de la madre, es una vida propia. Por eso no podemos cosificarla y descartarla, porque es parte de la denigración de la humanidad. Me duele ver cómo vamos perdiendo el valor de la vida en la Argentina", esgrimió durante sus cinco minutos con la palabra.

Facundo Garretón

“Teniendo en cuenta mis grandes dudas y que la gran mayoría de los tucumanos está en contra de la despenalización, decidí emitir mi voto en contra”. Así anunció el diputado Facundo Garretón (Pro), cerca de las 4 de la mañana del jueves, su rechazo al proyecto de interrupción voluntaria del embarazo.

Garretón era uno de los indecisos más fuertes, y se basó en el resultado de una encuesta lanzada en su propia página web para definir su postura. Según precisó, pasaron por esa plataforma casi 15 mil personas y hubo un “empate” a nivel nacional, pero en su provincia ganó el “no”.

“Estoy en contra del aborto, a favor de las dos vidas”, arrancó el tucumano, quien dijo tener una “opinión personal basada en valores y convicciones”.

El legislador consideró que “esto hay que analizarlo desde el punto de vista de la salud pública”. Sostuvo que “está claro que la criminalización no tuvo un efecto disuasorio” y que “el Estado tiene que intervenir de alguna forma”.

Compartir

Comentarios