La empresa Amazon compró PillPack, una herramienta que se dedica a la venta de medicamentos a domicilio, las 24hs. Con este servicio la tienda online se introduce, por primera vez, en el negocio de la salud.

Amazon redobla su apuesta el negocio de la salud. La compañía de comercio electrónico anunció un acuerdo por el que va a adquirir PillPack, una empresa emergente en Internet que se dedica a la entrega de medicamentos a domicilio. La reacción fue inmediata entre las cadenas de farmacias tradicionales, como Walgreens, CVS Health y Rite Aid, que sufrieron fuertes caídas en la apertura de Wall Street.

El servicio de PillPack es muy sencillo. Organiza y entrega los medicamentos a los pacientes en dosis específicas que deben tomar en cada momento. Se ofrece, además, como una farmacia online que está abierta las 24 horas. Jeff Wilke, responsable del negocio global de consumo de Amazon, señala que la combinación permitirá “simplificar la vida de la gente y que se sienta más saludable”.

Amazon se ofreció cuando emergió como portal de comercio electrónico como la opción para comprar más barato. Pero conforme fue expandiendo su infraestructura logística, puso más atención en la conveniencia y en el ahorro de tiempo para los usuarios que acuden a su mercado. Jeff Bezos, además, es un maestro a la hora de dar escala a los negocios en los que penetra o las empresas que adquiere.

Bezos lleva tiempo tratando de hacerse con licencias en Estados Unidos para poder distribuir medicamentos, por lo que la adquisición de PillPack no es del todo una sorpresa. Lo que se esperaba es que hubiera hecho una operación de mayor envergadura, como la que protagonizó con la compra de WholeFoods. La adquisición de la cadena de supermercados ya creó nervios entre las farmacias.

Eso temores se hacen ahora más evidentes. Walgreens y Rite Aid se dejaban más de un 10% tras la maniobra de Amazon, mientras que CVS perdía un 8%. Los distribuidores de medicamentos como McKesson y Cardinal Health caían un 3%. Los términos del acuerdo, en cualquier caso, se desconocen y tampoco se explica qué hará cuando la operación se complete durante la segunda mitad de este año.

Las cadenas de farmacias tradicionales en EE UU ya están tratando de anticiparse a los movimientos de Amazon y otros rivales electrónicos ofreciendo servicios de entrega a domicilio. CVS Health anunció este mismo mes un acuerdo con el US Postal Service para que sus empleados puedan recoger los medicamentos en sus tiendas y llevarlos en un plazo de uno a dos días hasta la puerta de sus clientes.

 

Fuente: El País

Compartir

Comentarios