El "Santo" se prepara para el inicio de la pretemporada.

Las vacaciones van llegando a su fin. Mañana el “Santo” volverá al ruedo pensando en el inicio de la Superliga y, claro, lo primordial pasa por la llegada de nuevas caras para un plantel que de a poco comienza a tomar forma.

Las numerosas bajas hicieron que los dirigentes salieran al mercado con la necesidad de sumar futbolistas para armar la estructura de un equipo que pretende dar pelea en la nueva categoría. Y a los ya confirmados Rodrigo Moreira, Julián Vitale, Marcos Figueroa y Lucas Diarte, ahora se le agregaron dos más: Emiliano Purita y Álvaro Fernández.

El lateral derecho, cuyo pase pertenece a San Lorenzo, fue uno de los primeros nombres en sonar durante el mercado de pases. Su buen rendimiento en Arsenal durante la pasada temporada y su buena proyección de cara al futuro sedujo a Darío Forestello y la dirigencia.

No es ningún improvisado; sabe a dónde llegará y cómo serán sus días durante el próximo año, lejos de casa. “Conozco la magnitud que tiene San Martín como institución en el interior del país; además de la pasión con la que viven sus hinchas el fútbol. Es un lindo desafío, una gran oportunidad para seguir creciendo como fútbolista”, agregó el defensor que llega a préstamo por un año, sin opción de compra.

Así mismo Fernández, interno derecho uruguayo que jugó el Mundial de Sudáfrica 2010 y fue campeón con Nacional de su país en 2009, además de Seattle Sounders, de Estados Unidos, en 2016, también se sumará a la ilusión “santa”.

Fernández ya jugó en nuestro país, en Gimnasia y Esgrima La Plata entre 2014 y 2016 y viene de actuar la última temporada en San Martín de San Juan, donde disputó todos los partidos del torneo y convirtió dos goles: a Boca y a San Lorenzo. “Mañana -por hoy- estaré en Tucumán. Prefiero hablar una vez que firme el contrato”, se limitó a decir el volante.

Compartir

Comentarios