Las restricciones de las petroleras habrían provocado que aumente la demanda en el sector.

Desde el ente que nuclea a los comerciantes del gas remarcan la dificultad para satisfacer al mercado mayorista y de los faltantes que provoca en estaciones de servicio.

“En Tucumán, dentro de todo, la situación es bastante normal en cuanto al abastecimiento. Lo que sí se afectó es en la entrega del mercado mayorista, como los agricultores o las empresas, que compran por mayor”, explicó Gonzalo Rodríguez, presidente de Cámara de Comerciantes de Derivados del Petroleo, Gas y Afines (Capega)

El presidente de la cámara informó que ese mercado mayorista, que antes le compraba directamente a las petroleras, dejó de hacerlo ya que las mismas les restringieron la venta. Por este motivo, ahora esas grandes empresas deben abastecer sus vehículos en las estaciones de servicio, dejandolas con faltantes. 

Los estacioneros de distintas partes del país advirtieron esta situación y denunciaron la falta de producto. “Hay petroleras que han puesto cupo de entrega de combustible y por encima de esos límites va un precio diferencial, lo cual representa un problema para el sector de cara al futuro”, alertó Carlos Gold, presidente de la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos (Cecha).

Ante esa declaración, Rodríguez especuló: “puede llegar a haber problemas de abastecimiento. Por el momento el público está abastecido, no hay corte de suministro. Lo que sí hay problemas es para abastecer a los grandes clientes.

En tanto, sobre posibles futuros aumentos, el representante del organismo aseguró: “lamentablemente es posible que haya nuevos aumentos en el mediano plazo. El valor del precio de venta de combustible no llega a cubrir el costo de las petroleras por el aumento del crudo y del dólar”.

Fuente. Los Primeros

Compartir

Comentarios