Cortalezzi le pidió no mentir al Ejecutivo municipal

El presidente del cuerpo sostuvo que el jefe comunal terminará firmando un decreto cuando el dinero no alcance. "Es un claro síntoma de ego inmaculado", expresó Cortalezzi.



Luego de haberse sancionado el Prespuesto 2018, finalmente ayer el intendente Germán Alfaro vetó de forma parcial la ordenanza. La idea del jefe municipal es reducir la partida de este año al Concejo Deliberante, lo cual terminará afectando los gastos del cuerpo.

"Anoche llegó el veto parcial y una vez más ese veto pone de manifiesto la manera que quieren manejar desde la Intendencia el Concejo Deliberante", confirmó el presidente del cuerpo, Armando Cortalezzi.

Según el edil, es una medida para que el Concejo deje de controlar la gestión del Ejecutivo municipal, y se aprueben las ordenanzas a su antojo. 

Cortalezzi insistió en que el jefe municipal mintió al dar información errónea sobre los números enviados por el cuerpo, al tiempo que reiteró que su objetivo es asfixiar económicamente al Concejo.

El aumento del Presupuesto del Concejo fue del 19%, y no del 60% como señalaron desde el Ejecutivo municipal, y el de la Municipalidad, del 24%. 

"En un principio dio una mala información al decir de que el Concejo se había subido un 60%, algo totalmente falso. La única realidad es que el Concejo se bajó 20 millones de pesos y aparte de eso se aumentó un 19%. Pero no respetando ni siquiera la autonomía del Concejo ha bajado el presupuesto de manera drástica. Nosotros habíamos aumentado un 19% contra una inflación del 40%, pero a eso el intendente le sacó casi el 30% más, así que de ninguna manera va a alcanzar", afirmó. 

El total de erogaciones para este año se fijó en $ 5.549 millones. De ese monto, $ 375 millones se asignaron al Concejo. En 2017 se produjo la misma situación: los concejales habían fijado en $ 317 millones los fondos para el funcionamiento del cuerpo. Alfaro había vetado ese instrumento y había bajado la cifra a $ 240 millones. Sin embargo, como no alcanzaba para el pago de sueldos, el intendente luego giró fondos por decreto-acuerdo por $ 72 millones.

En este marco, Cortalezzi pronosticó que teniendo en cuenta la decisión que tomó Alfaro en los próximos meses sucederá lo mismo que el año pasado. "Lo que va a ocurrir sencillamente es lo mismo que pasó en el 2017. Cuando falten dos o tres meses va a tener que mandar por decreto los fondos, o sea que cumplirá con el presupuesto mandando por decreto en un claro síntoma de ego inmaculado, pero lo que no se debe hacer es mentir. Él lo quiere hacer al sistema de patrón de estancia y no me molesta", manifestó el edil.   

Para Cortalezzi, las decisiones del Intendente responden  a cuestiones meramente políticas. "Son circunstancias políticas que sabremos como desenvolvernos en el momento porque es una manera de querer presionar al Concejo. En su momento, había concejales que decían que si al presidente, el presupuesto iba a ser real, pero esas son situaciones o comentarios. De todas maneras es obvio que la intención es coartar el control que debe hacer el Concejo Deliberante", insistió. 

Respecto al pago de los sueldos, dijo que "estará asegurado hasta donde alcance, después va a pasar como el año pasado que el Intendente mandará la plata por decreto y luego a fin de año esa plata hay que ponerla en el presupuesto y termina siendo lo que uno manda que ponga", aclaró. 

Para rechazar el veto e insistir con la ordenanza original se requieren 12 votos (dos tercios). Sin embargo, la oposición cuenta con 10 bancas (ocho del PJ y dos del bussismo).

Compartir

Comentarios