Marcos Peña respondió a los cuestionamientos de los opositores a Nicolás Maduro, luego de que la Argentina tomara una postura moderada ante la crisis

El Gobierno salió a responder las críticas de la oposición venezolana a la reciente postura que Mauricio Macri tomó sobre Nicolás Maduro. El portavoz de la Casa Rosada fue el jefe de Gabinete, Marcos Peña, quien aprovechó una entrevista con agencias internacionales para reafirmar la posición de la Argentina frente a Venezuela.

"No ha habido ningún giro", afirmó Peña cuando fue consultado puntualmente sobre la negativa del país a aplicar la Carta Democrática a Venezuela como lo pidió la Organización de Estados Americanos (OEA). Esta semana, el Gobierno alentó el llamado al diálogo en vez de sancionar al gobierno de Maduro como Macri había pedido durante su campaña electoral generó una fuerte reacción de la alianza opositora Mesa de Unidad Democrática.

"Creo que nos pueden acusar de muchas cosas, menos de haber sido una fuerza política o un gobierno que ha apoyado al gobierno de Venezuela", afirmó el jefe de Gabinete. "El Gobierno ha sido muy consistente y lo seguiremos siendo en torno a la defensa de la democracia, los derechos humanos y la paz en nuestra región", dijo el funcionario.

Peña también lamentó el "momento de tanta crisis y angustia" que atraviesa Venezuela y señaló que "no están solos los venezolanos". "Nosotros no cambiamos nuestra política, nuestra visión sobre lo que está ocurriendo en Venezuela ni nuestra mirada sobre el gobierno de Venezuela", acotó y resaltó "la importancia del diálogo como mecanismo para resolver los conflictos, con lo cual no sentimos que haya ninguna contradicción, básicamente porque no sentimos de ninguna manera que haya habido un cambio de postura".

Según consignó la agencia AFP, Peña reconoció que la crisis venezolana merece ser monitoreada día a día y que Buenos Aires no ha descartado ningún mecanismo, como las cláusulas democráticas que establecen el bloque Mercosur o la OEA en caso de alteración o ruptura del hilo democrático y constitucional en alguno de sus Estados miembro.

"Simplemente consideramos que en este momento nuestro mayor aporte a nivel regional, y en eso coincidimos prácticamente todos los países de la región, es poder promover un camino de diálogo para que los venezolanos puedan encontrar una solución a esta crisis política", concluyó.

Compartir

Comentarios