Ante la suspensión de Maidana y la inminente venta de Mammana, el "Muñeco" ubicará al volante santafesino como zaguero junto a Álvarez Balanta. Su lugar en el medio será para Domingo.

La victoria en el accidentado superclásico de Mar del Plata dejó una única preocupación en Marcelo Gallardo, que fueron las expulsiones de Jonathan Maidana y Leonardo Pisculichi. El volante recibió solo una fecha y la cumplió en el amistoso ante San Lorenzo, pero el zaguero recibió dos y no podrá estar mañana en la revancha ante Boca en Mendoza.

Como la venta de Emanuel Mammana es inminente, el Muñeco apelará a un plan que ensayó durante la pretemporada en Punta del Este: Leonardo Ponzio ocupará un lugar en la zaga junto al colombiano Éder Álvarez Balanta. El santafesino ocupó en su carrera todos los puestos de la defensa, pero sin dudas ser uno de los centrales en un superclásico será otra prueba de fuego que deberá afrontar a los 34 años.

En la mitad de la cancha, el Muñeco volverá a ensayar un doble cinco que agrupa un volante de contención, Nicolás Domingo, quien volvió en este mercado de pases y parece tener un lugar preponderante en la consideración del DT, y otro que ofrezca salida, que será Luis González. Por delante de ellos, se alinearán Ignacio Fernández, Rodrigo Mora y Leonardo Pisculichi y la referencia en ataque volverá a ser Lucas Alario.

En conclusión, los once serán: Marcelo Barovero; Gabriel Mercado, Ponzio, Balanta, Leonel Vangioni; Domingo, L.González; I.Fernández, Mora, Pisculichi; Lucas Alario.

Compartir

Comentarios