Un video revela el simpático momento en que Stella desliza su brazo derecho y hábilmente agarra el solideo en medio de las risas generales.

 

En su primer día en el Vaticano una niña estadounidense de apenas tres años hizo una travesura inolvidable: le arrebató el gorro al Papa Francisco.
 
Mountain Butorac, el padrino cargaba en brazos Estella Westrick y la acercó al pontífice para que lo saludara.

Un video publicado por Butorac revela el simpático momento en que Stella desliza su brazo derecho y hábilmente agarra el gorro blanco o solideo en medio de las risas generales, incluida la del Papa.
 
Según la tradición católica, el gorro sagrado “sólo se puede quitar ante Dios”, pero como muestra el video, una pequeña pilluela puede interponerse en los planes divinos.
 
Estella, quien junto con sus padres están visitando a su padrino, vive en Atlanta, Estados Unidos. "Es su primer día completo en Roma, quién sabe qué hará mañana", dijo Butorac, un bloguero y guía que organiza giras de católicos al Vaticano, a la cadena CNN.

G.I

Compartir

Comentarios