La Policía investiga las causas de la muerte de Miguel Aron Garzón. Se cree que estaba corriendo picadas. Los únicos testigos fueron sus amigos.

Vecinos del barrio Gráfico II advirtieron a la Policía que había un cuerpo sin vida tirado en la vereda. Se trata Miguel Aron Garzón de un joven de 18 años que habría tenido un accidente y cayó al pavimento. Personal policial lo cargó en un patrullero y lo llevó a un CAPS de la zona, donde los médicos confirmaron que ingresó fallecido.

Los familiares tienen dudas de su muerte, ya que al lado de él estaba la motocicleta con la que circulaba. Además sus amigos, fueron cerca de las 4.30 a la casa de la novia de Miguel para avisarle que había fallecido en un accidente. 

"Realmente no es mucho lo que sabemos. Los amigos nos dijeron que estaban en un asado y que Miguel fue a comprar cigarrillos, en el camino habría perdido el control de la moto, que le había pedido a un amigo. A su moto la había dejado en casa porque mi mamá le pidió que no maneje si se iba a un asado”, explicó Noelia Garzón, hermana de la víctima.

Sobre las sospechas respecto a lo que ocurrió, aclaró: “En principio pensamos que fue un accidente, pero me llama la atención que los amigos lo hayan dejado solo, acostado en la vereda. Quizás tuvieron miedo”. 

Los investigadores intentan determinar las circunstancias en las que falleció Garzón. Los únicos testigos serían los amigos que estaban junto a él. De acuerdo a las fuentes consultadas, los policías intentan establecer si corría picadas con otro rodado, cuyos ocupantes se habrían dado a la fuga, cuando perdió el control del rodado, informa La Gaceta. 

Compartir

Comentarios