Los agentes debieron presentarse ayer, pero la fiscal Giannoni definió que lo hagan el 6 de abril. Hoy lo hará el amigo del chico asesinado.

Saber por qué Facundo Ferreira recibió un tiro en la nuca la madrugada del jueves 8 de este mes sigue siendo una expectativa judicial y social sin fecha definitiva. Adriana Giannoni, titular de la Fiscalía VIII, decidió postergar ayer hasta el 6 de abril la declaración de los dos policías que participaron en el incidente que derivó en la muerte del niño de 12 años, en la zona de El Bajo.

Por otro lado, el adolescente que conducía la moto en que viajaba Ferreira esa noche volverá a declarar hoy en cámara Gesell. Este procedimiento se realiza en una habitación acondicionada para poder observar la conducta de niños sin que haya alguien que los perturbe.

El chico no había podido expresarse, en un primer momento, respecto de lo que había pasado aquella madrugada debido a que estaba muy afectado por el fallecimiento de su amigo y porque había estado más de 24 horas sin dormir. Por eso, en la Fiscalía esperan que ahora, tranquilo, pueda contar todo lo que sucedió.

Facundo falleció al recibir un disparo. A partir del hecho, hubo un cruce de versiones de la familia y de la Policía. Los parientes rechazaron la posición policial y afirmaron que el chico viajaba en una moto con otro adolescente y que terminó en medio de un tiroteo, entre otro grupo y los policías.

La descripción oficial hizo hincapié en que los agentes Nicolás González Montes de Oca y Mauro Gabriel Díaz Cáceres persiguieron a unos jóvenes y habrían sido atacados con disparos en la esquina de avenida Avellaneda y Francia. Por ello, los uniformados respondieron de la misma forma hasta que el menor cayó muerto.

Fuente: La Gaceta.

Compartir

Comentarios