El titular de la Cámara de Supermercados, Guillermo saccomani, dijo que la gente busca las segundas marcas y los mayoristas, a partir de la situación económica que atraviesa el país. Sostiene, además, que el consumo tuvo una baja notable en la provincia.



Los consumidores argentinos fueron los que registraron mayores cambios en sus hábitos de consumo durante el último año en la región, a causa del deterioro del poder adquisitivo del salario y por el crecimiento exiguo de sus economías.

El deterioro del poder adquisitivo de los salarios, producto del efecto inflacionario de los últimos años produjo una baja en la venta de productos de consumo masivo, en un contexto en el que "el consumidor busca segundas marcas y una mejor relación entre precio y calidad"

El titular de la Cámara de Supermercados de Tucumán, Guillermo Saccomani, hizo un análisis de la situación que atraviesan los comercios locales a partir de las variables que se presentan en los consumidores. 

El empresario indicó que la situación es difícil para todos los rubros, ya que después de 2 años y medio de la gestión del Presidente Mauricio Macri no se pudo frenar la inflación. 
 
"La actividad está difícil para todos los rubros ya que después de 2 años y medio, este gobierno no termina de despegar y el consumo se ha venido reduciendo notablemente", afirmó Saccomani. 

Ratificó el cambio de hábitos de consumo, ya que la gente opta por buscar segundas marcas o recorrir a los mayoristas y a los oulets. "La gente cambió la forma de comprar y los lugares donde compraba", subrayó.  

En cuanto a la situación de Carrefour que presentó el Procedimiento Preventivo de Crisis, Saccomani opinó que es una estrategia para reducir costos con lo cual "estaríamos en desigualdad de condiciones con todos aquellos que estamos pasando la misma situación". 

"Creo que habría que analizar bien la situación porque muchas empresas tucumanas y argentinas también están sufriendo el impacto y en mayor medida", afirmó. 

Compartir

Comentarios