El mediocampista disputará al menos 45 minutos contra Unión. Pasaron siete meses desde su lesión.

Tras evaluar riesgos con el doctor Jorge Batista, jefe del departamento médico del club, Gago asumió que su pierna deberá ser exigida a una intensidad superior. Por eso jugará en la Reserva (algo que ya hizo previo a su última vuelta en el 2017) y recién después de ese encuentro decidirán si es que lo intervienen para limpiar la zona o si continúa con la puesta a punto de cara a la pretemporada que el equipo hará en Estados Unidos.

El capitán, siempre mentalizado en que su físico debía estar a disposición del club, estará al menos medio tiempo ante Unión en el partido que la Reserva de Rolando Schiavi disputará ante Unión en Casa Amarilla. La decisión está tomada; solo la inclemencia del tiempo puede dar marcha atrás para evitar algún riesgo extra.

Si su rodilla no responde, será evaluado por el médico y buscarán realizarle una limpieza en la zona. El problema son los nuevos tiempos de recuperación: si hay que intervenirlo en el ligamento, volvería a cero y tendrá que esperar varios meses.

Compartir

Comentarios