Forestello, DT de San Martín, realizó declaraciones luego de que su equipo lograra el pase a la final del reducido.

La localía, esa pieza clave que llevó a San Martín hasta la gran final, no pasa inadvertida para el entrenador del equipo, Rubén Darío Forestello. “En nuestra casa generamos numerosas situaciones de gol”, disparó el “Yagui” durante la conferencia de prensa en la que analizó el triunfo sobre Agropecuario.
En la gran final, el “Santo” volverá a contar con la posibilidad de definir en Ciudadela, y con esta confianza en aumento, la ilusión está por las nubes. “Estamos cada vez más seguros, me siento feliz porque este es un grupo que lo entrega todo”, remarcó. 
 
Sobre el cotejo de este domingo, el DT señaló que “nos paramos un poco más adelante que en el partido pasado (0 a 0 en Buenos Aires), y hemos aprovechado lo que provincialmente somos como equipo”.
A la hora de hablar de sus pupilos, comentó que “es un grupo que tuvo un semestre muy irregular, el pasado, y que ahora tiene uno muy regular. Hemos ido aprendiendo de los errores, y los jugadores de a poquito tomando examen. Cada vez estamos más juntos”.

La ovación al “Yagui” que se escuchó esta tarde fue uno de los temas consultados por los periodistas. El entrenador mantuvo la cautela y consideró que “todavía no logré nada, lo único que tengo es un grupo que me satisface con lo que hace en el campo de juego, porque alcanzo a disfrutarlo”.

Por último, consultado por la gran final, indicó que “ojalá que con esa confianza que viene generándose gracias a los jugadores tengamos la suerte de superar al rival que tenemos, que tiene a un técnico (Iván Delfino) que conoce mucho la categoría, y con el que además de ser colegas somos amigos de toda la vida”. 

Compartir

Comentarios