El equipo de transmisión radial de La Deportiva denunció, a través de su página web, que un sujeto atacó su cabina de transmisión con ruptura de vidrios que provocó un corte en la mano del comentarista.

El ascenso de San Martín y la alegría general del pueblo tucumano se vieron afectados por situaciones violentas captadas por diversos medios: además de los hinchas que luchaban por una camiseta en pleno campo de juego una vez finalizado el partido, el medio gráfico y radial de Junín, La Deportiva (LT20), denunció el ataque de un hincha local que dejó como saldo un herido.

El primer gol de San Martín, convertido por Lucas Acevedo al primer minuto de juego, desató la locura del hincha: "saltó de la platea e ingresó en la cabina de LT20, le sacó el micrófono a Javier Echaniz (relator) y gritó el gol efusivamente. Todo se pudo escuchar al aire por Radio Junín, el grito descontrolado del hincha que se había apoderado del micrófono", denunciaron en una nota escrita en la página web del programa.

El inmediato segundo gol de Gonzalo Rodríguez significó otro ataque del mismo sujeto: "el mismo hincha rompió el vidrio de la cabina e intentó agredir a periodistas. Algunos plateistas lograron sacar al agresor y el saldo fue nuestro comentarista Carlos Pinelli con la mano cortada". El escrito relató que a continuación el periodista fue atendido por la ambulancia, fue vendado y, con dificultades, regresó a terminar su labor.

Para finalizar, le trasladaron la responsabilidad de los hechos a la dirigencia del Santo, a los encargados del sector de Prensa y a la Policía, y sentenciaron que, en este aspecto "San Martín perdió por goleada".

Compartir

Comentarios