El exponente nacional en tenis adaptado superó al belga Joachim Gerard por 6-1, 4-6 y 6-2 y jugará el partido decisivo ante el último campeón, el sueco Stefan Olson.

Después de ganarle al número uno del mundo, el japonés Shingo Kunieda, en la tarde londinense del jueves, Gustavo Fernández derrotó al belga Joachim Gerard por 6-1, 4-6 y 6-2 para acceder a su primera final de Grand Slam en el año. Jugará ante el sueco Stefan Olson el partido decisivo de Wimbledon en la modalidad de tenis adaptado para conseguir su tercer título grande.

El tenista de Río Tercero, Córdoba, hijo del Lobo Fernández, reconocido ex basquetbolista, ya obtuvo Roland Garros en 2016 y el Australian Open en 2017, año en el que alcanzó el primer puesto del ranking mundial.

Compartir

Comentarios