Fernández dijo que el encuentro es una continuidad de las gestiones impulsadas en un viaje anterior por Israel.

Luis Fernández, se reunió con Mariano Dujovne, agregado comercial de la Embajada de ese país. La exportación de limones fue uno de los temas que se analizó en el encuentro.


En el marco de la visita oficial a Tucumán del embajador de Israel en Argentina, Ilan Sztulman, junto a representantes de la sede consular, y miembros de la Orquesta Sinfónica de Jerusalén (OSJ), el ministro de Desarrollo Productivo, Luis Fernández, se reunió con Mariano Dujovne, agregado comercial de la Embajada de Israel, con quien desarrolló una agenda especial que involucra la promoción de intercambios productivos entre nuestra provincia y la nación de Medio Oriente.

Fernández dijo que la reunión tiene relación con el viaje que autoridades provinciales realizaron tiempo atrás a Israel. "Habían quedado varios temas planteados en el viaje", explicó el ministro.

En ese sentido detalló que una de las cuestiones está relacionada con conocer el trabajo avanzado que desarrolla Israel con las plantas de tratamientos de efluentes para reutilización de aguas. Además, también se abordó el interés de una empresa israelí de riego muy importante a nivel mundial que tiene representación en Tucumán. 

También destacó que se analizó la exportación de limones tucumanos a ese país. “Son temas que hacen al comercio bilateral y que queremos ver si podemos dar comienzo a la relación o por lo menos armar un plan de trabajo al respecto”.

Fernández garantizó que "el limón nuestro cunple con todas las exigencias fitosanitarias y de calidad de cualquier país. Añadió que ese tema se lo está siguiendo "por ahora a nivel gubernamental y después el relacionamiento directo de los compradores con los exportadores en Tucumán". Como Gobierno, el funcionario dijo que la provincia busca allanar el camino en cuanto a las regulaciones de ambos países. 

Quema de caña

El minsitro calificó de "lamentable", esta práctica ilegal en los cañaverales de la provincia. "Estamos haciendo todo lo que este a nuestro alcance. Es un tema complejo”, agregó.

Además consideró que "nadie debe suponer que al cañero le conviene quemar la caña. Eso es un absurdo". En ese sentido explicó que el cañero con la quema pierde peso, azúcar y además está expuesto a recibir penas por parte de la Secretaría de Medio Ambiente.  

Compartir

Comentarios