Temen por el cierre de panaderías

Aunque todavía no fue oficializado, el incremento podría rondar entre un 10% y un 15%. Desde el Centro de Industriales Panaderos de Tucumán no se aventuran a dar todavía un precio sugerido.



Es inminente un nuevo aumento del pan en los próximos días, aunque desde el Centro de Industriales Panaderos todavía no se aventuraron a dar un precio, teniendo en cuenta que están trabajando sin costo de harina. 

El presidente del Centro de Industriales Panaderos de Tucumán, Pablo Albertus, manifestó su preocupación por la situación que atraviesa el sector, teniendo en cuenta que están trabajando a quebranto a raíz de la suba de los costos operativos, de los insumos y de los servicios.   

"La verdad que la situación es más que preocupante para nosotros porque venimos con un aumento de costos de un 20% en estos últimos dos meses y no sabemos a ciencia cierta qué es lo que va a pasar la semana que viene", expresó.

Asimismo, contó que hoy están trabajando sin precio de la harina , lo que genera incertidumbre en el sector.  "Hoy tenemos venta suspendida porque recién el lunes vamos a tener precio de la harina. Ahora directamente no hay harina para nadie y si hay va sin precio. Es imposible trabajar así. Trabajar sin costos o dar un aumento sin costo de harina es como que estamos en el medio de la nada y no sabemos qué vamos a hacer, es complicada la situación", advirtió. 

Respecto al incremento, dijo que la Federación Argentina de la Industria del Pan y Afines acordó y sugiró un aumento que ronda entre un 10% y un 15%. "Salta lo aplica a partir de la semana que viene. En Tucumán, va a aumentar, pero a cuánto no lo sé porque si yo no tengo un precio de cuánto me sale la harina no le puedo dar un precio de pan sugerido", indicó. 

En este sentido, señaló de que "estaba todo acordado para anunciar la semana que viene un aumento, pero no podemos ser tan irresponsables de dar un precio si no tenemos un precio de la harina hoy", reiteró.

Para el empresario, "es muy dificil aumentar el precio porque uno tiene mucha competencia desleal, entonces hay un rango de precios mucho más bajos que el sugerido por cámara porque no tienen los costos y la presión impositiva que tenemos nosotros" 

A la suba de costos, de servicios y de insumos hay que sumarle la caída en las ventas. "Hay una venta casi de un 20% menos, lo cual es una ecuación siniestra a la que estamos sometidos. Tener costos más altos, vender menos y cómo sostenemos la estructura", se preguntó.

A raíz de la difícil situación económica que atraviesan, Albertus no descartó el cierre de panaderías. "Todo negocio tiene que tener un margen de rentabilidad o saber que es operativo de acuerdo a este costo, pero hoy por hoy estamos mucho menos de ganar plata que de perder", explicó. 

La semana que viene puede haber novedades respecto al nuevo ajuste porque desde la Cámara esperan el comunicado oficial de la Federación Argentina de la Industria del Pan y Afines, donde se plasma el aumento y están los estudios de costos. 

Compartir

Comentarios