El dueño del local persiguió a sus asaltantes.

Tres delincuentes asaltaron una panadería el fin de semana pasado. Recuperaron algo de lo que habían robado.

Juan José Verni es el dueño de una panadería ubicada en Padre Galicio al 400, Lastenia que fue asaltada el domingo pasado. Sorpresa se llevó el comerciante al descubrir que uno de los delincuentes era vecino. 

“Viven a dos cuadras de mi negocio. Entraron armados y apuntaban a todos. Eran tres. Dos ingresaron y el otro se quedó afuera. Estaban dispuestos a todo, actuaron con violencia”, contó a La Gaceta. 

“A una de las chicas le pusieron una pistola a la altura de las costillas. La amenazaba para que abra la caja registradora. La insultaban y le gritaban. El ladrón se puso nervioso, creo que estaba drogado. Logró abrirla y sacar el dinero. A las empleadas y a una mujer le robaron los celulares”, relató Verni.

Pero la peor parte se la llevó el cliente. “Había un hombre que tenía una importante de dinero. Le sacaron varios fajos de los bolsillos. Lo tiraron al piso y le pegaron”, agregó el comerciante. El hombre habría sido despojado de alrededor de $ 25.000, según explicó luego en sede policial.

“Se fueron amenazando. Nos apuntaban. Decían ‘al que se meta le metemos caño’. Escaparon corriendo hacia un asentamiento de calle Mendoza. Como yo vivo en la esquina, salí a perseguirlos. Dos escaparon por los pasillos y el otro se metió en una casa”, dijo Verni, quien agregó que entonces llamaron al 911, que concretó la detención. También recuperaron parte del botín, unos $ 8.000. 
“Me da mucha bronca porque son horas de sacrificio y de trabajo", cerró el panadero. 

Compartir

Comentarios