Síntomas y control de la Diabetes

La prevención, una de las estrategias principales del Programa Provincial de Diabetes. El objetivo es crear un espacio de escucha activa sobre las necesidades e inquietudes de los pacientes, motivándolos a desarrollar actitudes proactivas para el cuidado de su alimentación y salud.



El Ministerio de Salud Pública, a cargo de la doctora Rossana Chahla, promueve acciones intersectoriales con el propósito de concientizar a la comunidad sobre la importancia de los cuidados para la Diabetes.

El Programa Provincial de Diabetes nace como una respuesta a la sociedad tucumana en el año 2007. Dentro de las principales actividades que desarrolla, se trabajan las estrategias de prevención de la enfermedad y la promoción de la salud, sostenidas con material educativo como folletería, cartelería y rotafolios.

La responsable del programa de Diabetes en la provincia, doctora Cristina du Plessis, sostuvo que es importante que las personas sepan que no deben esperar a tener los síntomas, sino que deben concurrir al control periódico para detectar de manera precoz la enfermedad y así tratarla. Al respecto, du Plessis destacó la importancia de realizar una buena alimentación y actividad física; no solo para esta enfermedad, sino también para todas aquellas patologías crónicas.

“Si bien la enfermedad no se puede curar, tiene un tratamiento específico con insulinas de alta pureza que se han ido modificando para darles características y facilitar los tratamientos. Un paciente con diabetes tipo 1 lleva una vida prácticamente normal. Por supuesto que siempre hay que educar, poner mucho énfasis en una alimentación saludable que cualquier niño o adolescente podría llevar y enseñar sobre la importancia de la actividad física”, expresó la referente del programa, doctora María Cristina Du Plessis.

Un pilar fundamental del tratamiento de la diabetes es la educación, y el programa hace mucho énfasis en este punto desarrollando grupos de educación diabetológica a lo largo de toda la provincia. Además, tal como afirma la médica, el proceso debe estar acompañado por todo el equipo de salud desde el endocrinólogo, pasando por la nutricionista hasta el psicólogo; y sin olvidar al grupo familiar.

“Desde que la persona se levanta debe tomar decisiones: cuántas unidades se va a colocar de insulina, qué alimentos comerá, programar su actividad  física del día, cómo va a transportar su insulina… son aprendizajes que los tiene que ir desarrollando progresivamente y que llega un momento que están tan incorporados a la vida diaria que se hacen con cierto automatismo. Esa educación es un proceso de adquisición de habilidades”, aseguró Du Plessis.

Además, durante las campañas de concientización de la patología se utilizan herramientas validadas científicamente como el FINDRISK. Este test, es un instrumento de cribaje inicialmente diseñado para valorar el riesgo individual de desarrollar diabetes tipo 2 en el plazo de 10 años. Las principales variables que se relacionan con el riesgo de desarrollar dicha patología en esta escala son: edad, índice de masa corporal (IMC), perímetro de la cintura, hipertensión arterial con tratamiento farmacológico, y los antecedentes personales de glucemia elevada.

Otra área importante del programa es aquella orientada al tratamiento de la enfermedad, a través de talleres de educación diabetológica destinado a personas con diabetes y sus familiares. El objetivo es crear un espacio de escucha activa sobre las necesidades e inquietudes de los pacientes, motivándolos a desarrollar actitudes proactivas para el cuidado de su alimentación y salud.

Allí se trabajan los siguientes ejes temáticos en conjunto con otros programas:

-Aspectos generales de la diabetes
-Manejo de la alimentación en personas con diabetes
-Complicaciones agudas y crónicas
-Abordaje Psicológico: trabajo en grupo con técnicas de afrontamientos y autocuidado en la enfermedad.
-Cuidado de la piel, salud bucal, pie, corazón, riñón y visión. 
En estas clases se trabaja de manera conjunta con los servicios de los hospitales de cabecera de la provincia y programas del PRIS.

El programa prevé la capacitación de los equipos de salud de todas las áreas de la provincia en el abordaje interdisciplinario de personas con diabetes. Se forma al equipo de salud en el abordaje oportuno del pie diabético, en reforzar y/o mejorar los registros y base de datos de los servicios. También se planifican actividades y se realizan metodologías de evaluación.

Por mayor información, dirigirse a calle Las Piedras 626, 2° piso (San Miguel de Tucumán) o comunicarse al teléfono (0381) 4308444 interno 319.

¿Qué es la diabetes?
Es una enfermedad que aparece cuando el páncreas no produce la insulina suficiente para mantener el nivel de azúcar en sangre dentro de valores normales (70-100 mg/dl) en ayunas.

Síntomas
-Pérdida de peso
-Mucho hambre
-Mucha sed
-Orinan mucho más de lo habitual, incluso en la cama nuevamente
-Cansancio permanente
-Irritabilidad
 

¿Cómo controlarla?
-Realizando el control de la glucemia
-Colocando la insulina según la indicación del médico
-Realizando una alimentación saludable
-Realizando actividad física
-Con asistencia psicológica
-Con educación diabetológica
-Fundamental el apoyo del grupo familiar
-Recomendaciones para niños con diabetes en edad escolar
-Un niño con diabetes es capaz de desenvolverse física y psíquicamente de igual maneras que sus compañeros.
-Debe recibir una escolaridad normal, realizar las mismas actividades físicas y deportivas que sus compañeros.
 

A tener en cuenta:

Previo a realizar cualquier actividad física, el niño debe consumir una colación extra para evitar la hipoglucemia durante la misma y puede ser una: barra de cereales diet o una galleta con queso (hipoglucemia: descenso del azúcar en sangre a 70 mg/d).

Si de todas maneras presenta decaimiento, sudoración, visión borrosa puede consumir un caramelo común, un sobrecito de azúcar o un vaso mediano de gaseosa común, si continúan los síntomas debe consumir algún carbohidrato sólido como pan o galletas.

No debe realizar actividad física si presenta glucemia alta y cetonas en orina lo debe ser informado previamente por los padres a las autoridades del establecimiento.

Ante cualquier duda o aparición de estos síntomas puede acercarse al servicio de Endocrinología Pediátrica, ubicado en la torres de consultorios externos en la planta baja del efector sanitario de lunes a viernes de 8 a 13 horas, y solicitar un turno con las secretarias, además, realiza guardias pasivas de lunes a domingo por parte de los residentes y médicos del servicio.

Compartir

Comentarios