La diez lo va a extrañar a partir del 2019.

Desde el club de Nuñez ya tendrían todo acordado para que el Pity Martinez deje la institución a fin de año. Su destino: el Atlanta United del Tata Martino.

"El Pity Martínez, qué lejos se va”. La canción que viralizaron los hinchas de River después del festejadísimo triunfo en la Bombonera podría sufrir una adaptación. Porque es casi un hecho que a fin de año el 10 de River se tomará un avión con destino a Atlanta para incorporarse al equipo del Tata Martino, actual líder de la Conferencia Oeste de la MLS pese a la derrota con su escolta, New York Red Bull, que lo persigue a un punto.

La mala noticia para los hinchas de River es, a la vez, muy buena para la tesorería del club: Atlanta United pagará los u$s 15 millones limpios por la cláusula de rescisión del mendocino (River tiene el 80% de los derechos económicos y el futbolista, el 20% restante), algo a lo que se resistían los clubes europeos interesados en el talento de 25 años que no cuenta con pasaporte comunitario.


Este detalle no cuenta para la franquicia de la MLS, que sumando impuestos y la compra del porcentaje que le corresponde al jugador en total invertirá alrededor de u$s 25 millones. El Pity llegaría a Atlanta, la ciudad de negocios que es sede de Coca Cola, AT&T, Delta Airlines y CNN entre otras grandes empresas, para ocupar el vacío que dejará Miguel Almirón, otro fanático de River como el mendocino, quien es pretendido por dos equipos de la Premier: West Ham y Newcastle. Los medios ingleses, de hecho, aseguran que ambos están dispuestos a desembolsar más de diez millones de euros por el paraguayo.

De jugador resistido a adorado por la tribuna luego de sus goles a Boca. De compra cuestionada por los cuatro millones de dólares que se pagaron a Huracán por su ficha a enorme inversión si se toma en cuenta no sólo la ganancia económica sino la futbolística. Martínez es hoy un futbolista de partidos importantes, el factor de desequilibrio en el equipo de Gallardo y uno de los actores principales en la renovación que Scaloni planteó en la Selección.

Los fanáticos, qué locos que están, ya empezaron a extrañarlo.

 

Fuente: Olé

Compartir

Comentarios