Amado, Jaldo, Acevedo y Manzur miran las pantallas detrás del escenario. Fotos: La Gaceta

Urtubey dijo que no asistirá. Ayer, Manzur brindó indicaciones a ministros, legisladores, concejales y dirigentes para organizar a los militantes por sectores Jaldo pidió que no haya incidentes entre los espectadores.

El gobernador Juan Manzur apura los preparativos para el acto del Día de la Lealtad que se celebrará este miércoles, en el Hipódromo de Tucumán. 

El evento contará con la presencia de Sergio Massa y de Miguel Ángel Pichetto, no así con la del gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, que ayer confirmó que no vendrá a Tucumán porque hará un acto paralelo en su provincia.

En el Hipódromo se esperan a 150.000 militantes, por lo que el titular del Ejecutivo, ayer convocó a más de 30 ministros, legisladores, concejales y dirigentes para recorrer el Hipódromo y explicar la distribución de espacios entre los militantes. Parado sobre el escenario, el gobernador realizó una nueva arenga para que la convocatoria cumpla con las expectativas.

A un extremo se ubicarán los militantes y dirigentes barriales de Armando Cortalezzi (presidente del Concejo de la capital) y en el extremo opuesto la tropa de Carlos “Alito” Assán (secretario de Saneamiento). Los lugares más cercanos al palco se reservarán para los militantes de las comunas del interior de la provincia, con la condición de que cedan espacios a las comitivas de otras provincias, quienes podrán ubicarse con mayor libertad. El resto de los dirigentes de la capital organizarán a sus dirigentes entre los sectores de Assán y Cortalezzi.

El mandatario destacó que habrá cámaras de todo el país transmitiendo lo que ocurra y que para eso es clave evitar contratiempos: no debe haber enfrentamientos entre facciones.

Por su parte, el vicegobernador Osvaldo Jaldo insistió con las advertencias por el comportamiento, tratando de que no ocurra ningún incidente. 

De la recorrida participaron varios ministros, como Gabriel Yedlin (Desarrollo Social), Regino Amado (Gobierno), Miguel Acevedo (Interior), Juan Pablo Lichtmajer (Educación), Juan Luis Fernández (Desarrollo Productivo) y Claudio Maley (Seguridad). 

El éxito del cónclave pasará por las figuras del peronismo en el escenario: ya confirmó su participación la cúpula de la CGT (Daer y Carlos Acuña) y dos de los cuatro representantes del espacio “Una Alternativa para Argentina”. Mientras que Pichetto y Massa modificarán sus agendas para decir presente (Diego Bossio acompañará al oriundo de Tigre), los gobernadores de Salta y Córdoba, Juan Manuel Urtubey y Juan Schiaretti ya avisaron que faltarán. El sector de Florencio Randazzo, representado por el diputado nacional Eduardo Bucca y Florencia Casamiquela -compañera de fórmula del ex ministro kirchnerista en la última elección- también se sumará.

La jornada que evoca la manifestación multitudinaria pidiendo por la liberación de Juan Domingo Perón en 1945 tendrá cuatro grandes actos a nivel nacional: el evento tucumano; el que hará el PJ bonaerense junto al kirchnerismo en la localidad de Merlo, liderado por el intendente Gustavo Menéndez -presidente provincial del partido-; el que encabezará Eduardo Duhalde en Córdoba para recordar a José Manuel de la Sota; y el que prepara el presidente del PJ nacional, José Luis Gioja, junto al kirchnerista Agustín Rossi, en Corrientes.

Compartir

Comentarios