Los servicios de emergencia actuando en el lugar de la explosión.

El accidente se habría producido por una fuga de gas en un establecimiento educativo dentro del territorio anexado por Rusia en 2014.

Un "artefacto no identificado" explotó este miércoles en el comedor de un colegio secundario de la ciudad portuaria de Kerch (Crimea) y se registraron al menos 13 muertos, mientras testigos vieron "hombres armados" disparándoles a docentes y alumnos, según informó el comité nacional antiterrorista de Rusia.

Un responsable del organismo, Andrei Prjedomsky, indicó por televisión que hay además unos 50 heridos. Rusia abrió una investigación por "acto terrorista", confirmó la vocera Svetlana Petrenko. También detalló que la mayoría de las víctimas son adolescentes.

El presidente ruso Vladimir Putin expresó sus condolencias a los familiares de los fallecidos y heridos.

"Hubo una explosión, todos los cristales se rompieron. Y después unas personas armadas empezaron a correr, abrir puertas y disparar a todos", contó un profesor de la escuela, de acuerdo con una fuente de RT.

Un estudiante relató que vio a unos hombres armados con rifles de asalto que salieron corriendo de una sala de baños justo después de la detonación.

"Eran muchos, pero no puedo decir cuántos", comentó. "Disparaban a estudiantes y profesores, a cualquiera que se cruzara con ellos."

La península de Crimea es un territorio que desde 2014 se disputan Rusia y Ucrania.

Fuentes: Kerch News, RT, EFE, AFP.

Compartir

Comentarios