Además, Laurita Fernández y Lourdes Sánchez sumaron un capítulo a sus confrontaciones.

En una jornada en la que Marcelo Tinelli celebró el acercamiento entre las parejas del Bailando, el hijo de la Bomba Tucumana y la mediática dieron la nota.

Una noche de jueves a puro beso en la pista del "Bailando". Casi todas las parejas participantes se besaron en sus coreografías, como también en la "previa".

Los primeros en "chaparse" fueron Lourdes Sánchez y Diego Ramos, con un cuarteto que les valió 23 puntos del jurado.

Además, la bailarina se enfrentó con Laurita Fernández, debido a que la jurado se negó a bailar con ella para la apertura del próximo ritmo.

Aunque la presidente del BAR-SM puso paños fríos a su pelea con Laurita: "Ojalá podamos bailar juntas, te admiro mucho como bailarina". 

Otros dos chapes furiosos se vieron en la pista de la mano de Sol Pérez. Primero se besó con su bailarín al inicio de su cuarteto -que no convenció al jurado- y luego con Tyago Griffo. El hijo de "La Bomba Tucumana" admitió que habían tenido un affaire en el verano y lo demostró en la pista: ¡Le comió la boca a Sol! 

El más reticente a besar fue Benjamín Alfonso, quien está en pareja, aunque lo hizo por la coreografía. Caracterizado como Rodrigo Bueno, el actor levantó la temperatura de la pista con sus movimientos, en medio de rumores de romance con su bailarina. Aunque él lo niega. 

La única que no dio beso fue Natalie Weber, quien está enamoradísima de Mauro Zárate, aunque se lució con su vestuario de neón y con una coreografía que gustó al jurado. Pero le marcaron algunos errores para que los tenga en cuenta. 

Fuente: Diario Show.

Compartir

Comentarios