El estudio arroja que las sensibles mejoras en la producción de petróleo y gas no convencional en Vaca Muerta ayudarían a sustituir importaciones energéticas e incluso sumarían a las exportaciones

Este año cerraría con un saldo comercial negativo de u$s 5.500 millones pese a la recuperación de la exportaciones en el último trimestre del año y a la caída de las importaciones tras la fuerte devaluación.

En 2019 Argentina alcanzará un superávit comercial de bienes por u$s 3.500 millones que responderá tanto a un aumento de las exportaciones (rondaría el 6% interanual) como a un retroceso de las importaciones (caerían alrededor de 8% i.a.), según un informe de Ecolatina.

"Por el lado de las ventas externas, la recuperación del sector agropecuario será fundamental. Paralelamente, la mejora en la competitividad cambiaria, mayores saldos exportables a raíz de la recesión y una economía brasilera más pujante con un Real fortalecido (estimamos un importante influjo de capitales una vez superado el proceso electoral) explican la recuperación esperada", sostiene el informe dela consultora.

Asimismo, el estudio arroja que las sensibles mejoras en la producción de petróleo y gas no convencional en Vaca Muerta ayudarían a sustituir importaciones energéticas e incluso sumarían a las exportaciones (ya hay un pedido de exportación de gas a Chile autorizado y otros seis pendientes de aprobación). 

En tanto, agrega que las compras externas se verían golpeadas "por una economía local que no repunta y un tipo de cambio real que no volverá a apreciar de manera significativa". En ese marco, estimaron que el saldo del intercambio de bienes cerraría 2019 en terreno positivo, ubicándose en la zona de u$s 3.500 millones.

Compartir

Comentarios