El gremio de los trabajadores anunció un cuarto intermedio hasta el jueves 8 de noviembre donde se realizarán pedidos específicos, como el freno a los despidos.

Cuarto intermedio hasta el jueves fue la decisión que salió este miércoles desde Azopardo 802. El Consejo Directivo de la CGT espera, confiado, una reunión formal con el gobierno para tratar, entre otros puntos, el freno a los despidos, la recuperación del poder adquisitivo y un bono extraordinario para los jubilados. Así, mientras el anuncio del paro se congeló por unos días, el acercamiento con líderes del peronismo pasó a ser la estrategia principal de la central obrera.

"El gobierno se tiene que ir por las urnas. Sobre todo por el modelo económico que lleva adelante. Eso no lo van a cambiar", dijo un dirigente gremial de la mesa chica este miércoles por la tarde. La reunión del CD ya era cuestión del pasado, y las palabras tomaron otro tono si se recuerda el tuit que días atrás escribió el mismo Héctor Daer: "Vamos a hacer todo lo necesario para que el gobierno vuelva a ser peronista".

Desde el histórico edificio de San Telmo, los cegetistas sentenciaron que "nuestro único límite es Mauricio Macri". Aunque, si bien en los últimos días hubo encuentro entre legisladores peronistas y líderes sindicales, la foto entre Cristina Fernández de Kirchner (quien representa a un sector del peronismo) y la CGT por el momento tiene que esperar. Sobre todo porque no cayó bien en la central la imagen entre la ex presidenta, Hugo Moyano y Ricardo Pignanelli, entre otros.

Lo que también deberá aguardar, al menos una semana, es el anuncio de la próxima medida de fuerza. Tras dos horas de reunión, los cegetistas decidieron esperar hasta el jueves próximo para reunirse nuevamente y allí lanzar un plan de lucha.

Fuente: Crónica.

Compartir

Comentarios