El padre del joven. (Foto La Gaceta)

Al joven de 18 años le dispararon en la cabeza. Falleció el domingo. Creen que el crimen es una vieja "promesa". La familia donó los órganos.

Jonathan Leonel Díaz, el domingo por la tarde, el adolescente de 18 años fue asesinado de un tiro en la cabeza en el barrio Ampliación Alejandro Heredia, en la zona sur de la capital. Su familia cree que el crimen tiene que ver con una “vieja promesa” de venganza.

En diciembre de 2017, el “Santiagueño” intentó asaltar al padre de Jonathan. Pero los vecinos lo persiguieron y cuando lo atraparon lo golpearon. Después lo entregaron a la Policía. El sospechoso y su familia prometieron tomar represalias por ese hecho. “Juraron que iban a vengarse y cumplieron matando a mi hijo”, dijo Antonio Díaz, padre de Jonathan. Y agregó “A pesar del dolor es un consuelo que haya salvado vidas”, contó su padre ya que los órganos fueron donados.

“Eran las 19.30 del domingo; en ese momento mi hijo llegó de la casa de su novia. Se quedó en la puerta de casa hablando con su abuela. Vi cuando lo mataron. Yo estaba al frente”, relató Valeria Melián madre del joven y testigos que vio el crimen. “De repente apareció este tipo. Primero lo vi que pasó en moto, iba solo. Después se detuvo a unos 10 metros. Sacó el arma e hizo un solo tiro. Después se puso el arma en la boca y huyó. Primero parecía que la moto no le arrancaba, pero luego huyó a toda velocidad”, agregó.

“En ese momento nos desesperamos. No pensamos en perseguirlo. Asistimos a nuestro hijo y lo trasladamos hasta el hospital Padilla. Ya estaba con muerte cerebral. Finalmente murió el lunes al mediodía. La bala quedó alojada en su cabeza y recién se la sacaron en la autopsia”, explicó.

Sospechoso

Las fuentes consultadas señalaron que el “Santiagueño” circulaba en una moto negra y que fue visto momentos antes rondando la zona. Tras el crimen, señalaron, huyó por calle Congreso. Residiría en la zona de Olleros y Buenos Aires, en Villa Amalia. Los pesquisas allanaron esa vivienda pero no encontraron al sospechoso. Los vecinos manifestaron que huyo de esa propiedad tras el crimen.

Es considerado una persona peligrosa. Tiene antecedentes por robo y posiblemente esté vinculado con otro crimen, señalaron las fuentes.

Compartir

Comentarios