Cada paro deja sin servicio a aproximadamente 70 mil usuarios.

La deuda del 5,7% que mantenía la empresa de transporte ERSA con sus trabajadores fue saldada y desactivaron el llamado de paro por tercera semana consecutiva.

Finalmente, ERSA cumplió con el pago del 5.7% del aumento de sueldo de octubre que adeudaba y debía hacer efectivo hasta hoy. 

Al cumplirse este acuerdo, los choferes de UTA retrocedieron con la medida de fuerza con la que habían advertido llevar a cabo en el caso de no cumplir con el mencionado acuerdo.

Actualmente ERSA es la concesionaria de las líneas 110, 112, 114, 116, 119 y 120 que cubren toda la ciudad Capital. Cada paro deja sin servicio a aproximadamente 70 mil usuarios.

Fuente: Diario Panorama.

Compartir

Comentarios