Marin Cilic festeja con sus compañeros la conquista de la Copa Davis. (Reuters)

Cilic venció a Pouille en tres sets y puso el 3-1 en Lille. Es el segundo título para el tenis croata.

Croacia quedará en la historia de la Copa Davis como el último equipo en ganar antes de la revolución. Este domingo, Marin Cilic venció a Lucas Pouille por 7-6 (3), 6-3 y 6-3 y le dio el 3-1 a su seleccionado ante Francia, en Lille, para conquistar el segundo título de su historia. En 2019 defenderá la corona pero con un torneo totalmente renovado, con un nuevo formato.

Cilic, número 7 del ranking mundial, no tuvo problemas para cerrar la serie con un contundente triunfo en sets corridos. Pouille (32°) pudo apenas presentarle batalla en el primer set, pero luego sucumbió ante el saque del lungo croata.

El número uno del equipo visitante ya le había dado otro punto a su país con un triunfo el viernes contra Jo-Wilfried Tsonga (259°), a quien derrotó en el segundo duelo, después de que Borna Coric (12°) abriera con triunfo el inaugural frente a Jeremy Chardy (40°).

Los franceses habían ganado el dobles este sábado, gracias a Nicolas Mahut y Pierre-Hugues Herbert, que derrotaron a los croatas Mate Pavic e Ivan Dodig y forzaron el cuarto duelo.

Los croatas no ganaban el torneo desde 2005, año de su primera consagración. Ya se habían quedado en la puerta del título en 2016, tras caer con Argentina en Zagreb.

Francia, defensora del título, no pudo obtener delante de su público su undécima Ensaladera en su decimonovena final de la historia. La serie se juega en el Stade Pierre Mauroy de Lille, donde los franceses vencieron el año pasado a Bélgica en la final. 

Croacia se queda así con la última Copa Davis antes de que el torneo cambie por completo su rostro en 2019. La próxima temporada, la fase final se jugará en noviembre y en una única sede, Madrid, con la participación de 18 naciones. 

Fuente: Clarín

Compartir

Comentarios