En esa zona asesinaron al policía.

El agente estaba realizando una investigación sobre narcotráfico en nuestra provincia cuando fue atacado por delincuentes.

El Gobierno nacional declaró hoy jornada de duelo en todo el país por el fallecimiento del cabo primero de la Policía Federal Pablo Ariel Rebollo, quien fue baleado por delincuentes cuando cumplía servicios en Tucumán, el 15 de noviembre último.

El duelo nacional fue dispuesto en el decreto 1068/2018 publicado hoy en el Boletín Oficial con la firma del presidente Mauricio Macri y de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, por lo que durante esta jornada la bandera argentina permanecerá izada a media asta en todos los edificios públicos.

Rebollo, que se desempeñaba en el Departamento Sistema Contra el Narcotráfico de la Policía Federal Argentina, "se encontraba desempeñando tareas investigativas vinculadas al combate del narcotráfico en la provincia de Tucumán cuando recibió un disparo de bala que acabó con su vida".

Y añade: "este Gobierno entiende como una cuestión de Estado irrenunciable y excluyente llevar adelante con el máximo rigor la lucha contra el narcotráfico, por tratarse de un delito que constituye un auténtico flagelo para la sociedad, que no sólo afecta a la salud y a la seguridad ciudadana, sino que importa una auténtica violación a la soberanía nacional por tratarse de un crimen cuya naturaleza es claramente transnacional". 

"Que en virtud de ello resulta un deber del Gobierno Nacional honrar su memoria con motivo de su lamentable fallecimiento en cumplimiento del deber combatiendo el narcotráfico", cierra el texto. 

Compartir

Comentarios