El ministro de Hacienda Nicolás Dujovne junto con Christine Lagarde, directora gerente del FMI

La segunda revisión del acuerdo stand-by será en Washington el 19 de diciembre.

Solo queda una última prueba antes de que el Gobierno reciba el próximo desembolso del acuerdo stand-by por USD 7.600 millones. El directorio ejecutivo del Fondo Monetario Internacional se reunirá la próxima semana en Washington para dar el visto bueno final luego de la revisión llevada a cabo por Roberto Cardarelli a fines de noviembre.

En ese sentido, el monto que recibiría el país sería el segundo más grande del nuevo acuerdo con el organismo multilateral de crédito. Solo sería excedido por los USD 10.793 millones pendientes de una tercera revisión en marzo del año próximo.

En el Gobierno están seguros de que los avances en materia fiscal, donde el equipo de Hacienda liderado por Nicolás Dujovne viene sobrecumpliendo las metas de déficit primario, casi aseguran que los USD 7.600 millones serán entregados antes de fin de año. En la primera versión del acuerdo stand-by entre el Gobierno y el FMI, los logros en el frente fiscal entraban en conflicto con las cifras de inflación que no se alineaban con las metas inflacionarias.

En respuesta a eso, la segunda versión del acuerdo pasó de un componente monetario basado en metas de inflación a uno basado en agregados monetarios.

Luego de su visita oficial a la Argentina, Roberto Cardarelli, el jefe de la misión del Fondo para el país felicitó al equipo económico en los avances logrados. "Elogiamos a las autoridades por sus continuos esfuerzos para avanzar en su programa de reforma económica, incluido el apoyo político para la aprobación del Presupuesto", expresó en un comunicado.

En particular, el economista italiano destacó el accionar del entonces flamante presidente del Banco Central, Guido Sandleris: "Ha sido efectivo para estabilizar a los mercados financieros luego de la extrema volatilidad experimentada en agosto y septiembre. La implementación firme de su marco de política monetaria y una comunicación clara por parte del BCRA seguirán siendo esenciales para guiar las expectativas del mercado".

Fuente: Infobae

Compartir

Comentarios