Marcos Sáez, el joven que murió anoche en un intento de asalto


Marcos Sáez se estrelló contra una pared, luego de ser herido por delincuentes que intentaban robarle la motocicleta. Ocurrió anoche, en Thames y San Martín. Repercusión en las redes sociales.

Tenía 26 años, trabajaba en un call center y hace unos meses había sido papá. Se trata de Marcos Sáez, quien anoche perdió la vida en un intento de robo en Thames y San Martín.

Alrededor de las 21, el joven que circulaba con su moto KTM por San Martín, fue interceptado por cuatro sujetos que iban en dos motos. El muchacho intentó evadir a los delincuentes, quienes lo persiguieron realizádole disparos.

Según la policía, el joven fue alcanzado por una bala, que llegó a herirlo y a hacerlo perder la estabilidad, lo que provocó posteriormente que colisionara contra una pared en la dirección mencionada.  

La víctima murió en forma inmediata, tras el impacto.

Advertidos de lo que había sucedido, minutos después llegaron sus familiares. En medio de desgarradores gritos y llantos, encontraron sin vida a Marcos. 

En el hecho tomó intervención la Comisaría 7ª, luego de recibir un llamado telefónico.  

La muerte de Marcos conmocionó a la sociedad, y en especial a sus amigos que se expresaron por las redes sociales. 

Un compañero de trabajo le dedicó unas palabras en su cuenta de Facebook."Esto está mal; esto está muy mal... Esto ya se fue a la mierda. Hace un rato vi algo que me recordó a una charla que tuvimos en el trabajo, cuando éramos compañeros. Todavía no me había enterado de lo sucedido... Abrí WhatsApp y recibo un mensaje en donde me preguntan si te conocía; y contesto que fuiste uno de los primeros amigos que hice cuando entré a trabajar en el call; y me contestan que estás en las noticias porque te mataron para robarte la moto que con tanto sacrificio te compraste. Así de frágil es la vida de la gente de bien, de la gente que sale a laburar y se esfuerza por ser mejor para si mismo y para su familia", comienza con su relato el compañero de Marcos.No tengo palabras para dirigirme tampoco a la gente que sale a matar para quitarnos nuestras pertenencias... Solo tengo impotencia y mucha tristeza porque no se te va a volver a ver nunca más, porque al final de cuentas, la gente buena siempre es la que se termina yendo temprano de esta vida", continúa con su relato Gustavo Díaz, compañero de Marcos.

Más info: 

Un motociclista fue herido por delincuentes y murió tras estrellarse contra una pared

 

 

 

Compartir

Comentarios