Fabricio José de Queiroz habría recibido 1,2 millones de reales (307.000 dólares).

El presidente electo que asumirá el próximo 1 de enero quedó involucrado en unos 'pagos atípicos' realizados a la cuenta de un chofer relacionado con el clan.

A pocos días de que asuma la Presidencia de Brasil el próximo 1 de enero, Jair Bolsonaro, que hizo de la lucha contra la corrupción su bandera electoral, se vio salpicado junto a su mujer y uno de sus hijos en un caso de "pagos atípicos".

La semana pasada, un informe del Consejo de Actividades Financieras (Coaf) de Hacienda, dentro de la Operación anticorrupción Lava Jato, reveló que se habían detectado unas "transacciones atípicas" en las cuentas de Fabricio José de Queiroz, chofer y ex asesor del hijo de Bolsonaro, por un valor de 1,2 millones de reales (307.000 dólares). Los movimientos se realizaron durante un año, entre el 1 enero de 2016 y el 31 de enero 2017.

Coaf consideró que la cifra que manejó este hombre, un policía militar muy próximo a la familia Bolsonaro, era incompatible con el salario que percibía por aquel entonces, unos 23.000 reales (alrededor de 5.900 dólares). 

Durante la investigación de Coaf descubrió que Queiroz realizó un depósito de 24.000 reales (6.150 dólares) en la cuenta de Michelle Bolsonaro, esposa del presidente electo. El dinero no fue declarado después a las autoridades fiscales.

El presidente electo aseguró la semana pasada que el dinero en la cuenta de su esposa formaba parte de un préstamo que él mismo hizo de 40.000 reales (uno 10.300 dólares) y no de 24.000 reales como, según él, fue revelado de forma errónea por Coaf.  

Sin embargo, entre los muchos interrogantes del caso, no queda claro por qué un hombre con 1,2 millones de reales en su cuenta necesitaba un préstamo de 40.000 reales.

El excapitán admitió también un posible error: "Si hay algo errado, conmigo o con mi hijo o con Queiroz pagaremos la cuenta de ese error, porque nosotros no podemos con el error de nadie". Por su parte, Flávio Bolsonaro reiteró este martes que no le corresponde a él dar explicaciones sobre el caso.

El Partido de los Trabajadores (PT) pidió una investigación a la Fiscalía, mientras que el próximo responsable de la Casa Civil, Onyx Lorenzoni, también señaló que es necesario que se indague sobre los hechos.

Fuente: RT.

Compartir

Comentarios