Consejos para prevenir los casos de Bronquiolitis durante el verano.

"Lavarse las manos es clave para la prevención de cualquier enfermedades", dijo el director del hospital Avellaneda, Luis Medina Ruiz. Afirmó que los casos de bronquiolitis son mas de lo habitual.



La bronquiolitis es un proceso que puede definirse como el primer episodio de sibilancias y dificultad respiratoria aguda en niños menores de dos años. Se da cuando se produce una obstrucción inflamatoria en las vías respiratorias, especialmente en las vías pequeñas, llamadas bronquiolos.

El director del hospital Avellaneda, doctor Luis Medina Ruiz, dijo que este cambio de tiempo no es bueno, sobre todo para la salud de los niños. “A Pesar de que estamos en pleno verano, vemos cuadros respiratorios en adultos mayores y chicos. Esto hace que no bajemos los brazos con las medidas de prevención a la comunidad”, expresó.

Asimismo, el profesional agregó que es importante lavarse las manos a conciencia después de ir al baño o preparar la leche; y en cada ocasión que uno toque algo, por ejemplo dinero.

Los días de cambio de clima, lluvia, calor, refresco, hace que las habitaciones estén cerradas al igual que las puertas para evitar la entrada del agua, y eso impide la renovación del aire. Es necesario tratar de mantener ventilado el ambiente.

Medina Ruiz dijo que los pequeños muchas veces necesitan internación. Es por eso que hay consejos específicos para bebés recién nacidos. “Por ejemplo no se los debe exponer a lugares donde hay demasiada gente, evitar los besos y el contacto con personas con alguna patología respiratoria o intestinal”, cerró.

Ante los síntomas de tos, catarro, fiebre y dificultades respiratorias de un niño, se debe concurrir al centro de salud más cercano y no automedicarse.

Medidas de prevención a tener cuenta
-Lavado de manos a menudo, el cual sirve para los cuadros respiratorios y gastrointestinales.
-Evitar el humo del tabaco.
-Ventilar la casa todos los días, especialmente si hay enfermos con síntomas de catarros o cuadros respiratorios.

Compartir

Comentarios