Las fuerzas de seguridad reprimieron a los que protestaban con el uso de gases lacrimógenos y perdigones, en Caracas. En Petare, antiguo bastión del chavismo, policías y manifestantes se enfrentaron a tiros y fueron arrojadas dos granadas.

 

El régimen de Nicolás Maduro enfrentó durante la madrugada de este jueves protestas de ciudadanos de barrios populares de Caracas, antes considerados bastiones del chavismo, que gobierna el país desde 1999. En una de estas protestas un joven murió, informó el Observatorio Venezolano de la Conflictividad social.

La ONG Provea informó que pasadas la 01:00 local (05:00 GMT) se registraban en el oeste y centro de Caracas al menos 15 manifestaciones distintas que las fuerzas de seguridad intentaban dispersar con el uso de gases lacrimógenos y perdigones.

Durante una de estas manifestaciones, en Las Adjuntas, en la parroquia Macarao de Caracas, murió "por herida de arma de fuego" Samuel Borges, de 18 años.

 

"Continúa la represión de los cuerpos de seguridad en los sectores populares", denunció el Observatorio Venezolano de la Conflictividad social.

 

Las protestas en el centro de Caracas, asiento de los poderes públicos de Venezuela, se intensificaron el lunes cuando decenas de miembros de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) se rebelaron contra el dictador Nicolás Maduro y pidieron respaldo ciudadano desde la barriada de Cotiza, antes de ser rendidos y capturados.

Ese mismo día se registraron una decena de manifestaciones que reclamaban el fin de la crisis y, en algunos casos, el cese de la "usurpación" que aseguran los opositores hace Maduro de la presidencia venezolana.

Desde entonces, más de 50 protestas han ocurrido solo en Caracas, y una cifra indeterminada en el resto del país.

El número dos del chavismo y jefe de la oficialista Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Diosdado Cabello, aseguró que los grupos que se manifiestan son "pagados" y generan violencia.

Medios locales informaron que en Petare, la favela más grande de Latinoamérica, policías y manifestantes se enfrentaron a tiros y fueron arrojadas dos granadas, sin que se diera cuenta de muertos o heridos.

Compartir

Comentarios