El joven proveniente de Boca califica al próximo encuentro como una final.

El flamante refuerzo del Santo se muestra entusiasmado con la llegada a Ciudadela y la posibilidad de formar parte de los once. “Es un plantel que tiene una idea muy clara", afirmó.

Gonzalo Lamardo llegó a San Martín sobre la hora y tiene grandes posibilidades de comenzar como titular contra Tigre. El volante dejó la pretemporada en Cardales luego de un fin de año difícil, que lo tuvo como una de las víctimas de la brutal agresión al micro que trasladaba al plantel a jugar la final contra River por la Copa Libertadores.

 

Lamardo dio definitivamente vuelta esa página y llegó a Ciudadela para empezar a torcer la historia y dar el primer paso, uno de los más importantes, el sábado a las 17.10 contra Tigre, un rival directo en la lucha por la permanencia, en Victoria: "Me tocó sumarme sobre el final de la pretemporada, pero venía haciendo la pretemporada con Boca. En San Martín encontré una calidad humana muy importante y quiero aprovechar esta oportunidad".

 

Lamardo llega con la misión de darle juego al mediocampo Ciruja y es uno de los refuerzos que mejor impresión causó en el técnico Gastón Coyette: "No tuve la oportunidad de jugar mucho en Boca, formaba parte del plantel, entrenaba con ellos. Ahora es otra historia: tenemos el objetivo muy claro de mantenerse en Primera, es un plantel que tiene una idea muy clara".

 

Metido de cara al partido trascendental que marca el inicio del 2019 para el Santo, Lamardo (llevará la 28) fue contundente durante el diálogo con la página oficial del club: "En la semana se está trabajando para jugar una final y tenemos que tomarla como tal. Va a ser un partido duro, en Buenos Aires, pero vamos con una idea definida de juego. En Boca lo hice como volante interior, que es como mejor rindo. Pero juego donde me ponga el técnico".

 

Fuente: El Tucumano

Compartir

Comentarios