Su cadáver se encontraba en de una bajada de la Autopista Buenos Aires-La Plata.

Gisella Solís Calle fue encontraba asesinada este martes. Había sido vista por última vez tras una discusión con su pareja que luego se suicidó.

La odontóloga Gisella Solís Calle, de 47 años, fue asesinadaSu cuerpo apareció este martes enterrado en el Camino Negro, que une las localidades de Villa Elisa y Punta Lara, cerca de La Plata. Los familiares de la mujer que había sido vista por última vez el pasado 16 de enero reconocieron el cadáver, hallado envuelto en un juego de sábanas. 

Más temprano, los investigadores habían identificado en las filmaciones de las cámaras de seguridad de la zona, la imagen de la camioneta de la pareja de Solís Calle, Casimiro Abel Campos, cerca del lugar en el que fue hallado el cuerpo.

 

 

Según el relato de los familiares de la odontóloga, Gisella había desaparecido después de una fuerte discusión con su novio, a causa de la doble vida que él llevaba desde hacía unos tres años.

En la causa, se acreditó que el hombre pasó el último fin de semana junto a su esposa y sus hijos en la ciudad bonaerense de Lobería y luego se trasladó a la capital provincial donde se quitó la vida.

 

Casi dos semanas de búsqueda

En el comienzo de la búsqueda, Campos, de 55 años, se quitó la vida al ser ubicado por la policía en un hotel ubicado en calle 49 entre 13 y 14 de La Plata.

La tarea policial y de la justicia contempló el análisis de celulares y la reconstrucción de los últimos movimientos realizados por el hombre en su camioneta, a partir del registro obtenido en cámaras de seguridad.

Los efectivos pertenecientes a distintas reparticiones policiales habían realizado seis rastrillajes por diversas zonas por las que transitó Campos antes de quitarse la vida

 

Fuente: Filo.news

Compartir

Comentarios