Guaidó dijo que "en algún momento la expresión de descontento de las fuerzas armadas será total".

El líder opositor mostró su preocupación por la presencia de uniformados en su domicilio. Además, responsabilizó a Nicolás Maduro de "cualquier cosa" que le puedan hacer a su hija.


 La tensión política en Venezuela sumó en las últimas horas un nuevo capítulo que enciende las alarmas de la oposición en ese país.

El presidente autoproclamado Juan Guaidó denunció que fuerzas especiales de la Policía venezolana se encontraban en su casa por lo que responsabilizó a Nicolás Maduro de "cualquier cosa" que le puedan hacer a su familia.

"En este momento está el FAES (fuerzas especiales de la Policía) en mi casa preguntando por mi esposa Fabiana. Mi hija está en mi casa y los hago responsable de cualquier cosa que le puedan hacer a mi bebé de 20 meses", escribió en Twitter el líder antichavista.

Horas antes, en una entrevista brindada al diario español El País, Guaidó había responsabilizado al mandatario de la violencia que se desencadenó en Venezuela en los últimos años, aunque descartó que pueda haber una guerra civil.

"No hay riesgo de una guerra civil porque el 90% de la población quiere un cambio", afirmó Guaidó y aseguró que "hay una pequeña cúpula o respaldo militar al régimen que conformó una seguridad de paramilitares armados (...) que no van a tener ningún tipo de resonancia".

El líder antichavista admitió que hay riesgo de violencia, pero se apuró en señalar que "los únicos que hablan de violencia y están ejerciéndola, además a través del FAES y de paramilitares, son Maduro y su régimen".

"Los que alimentan una tesis como esa alimentan precisamente la violencia", insistió.

Asimismo, se mostró convencido de que "en algún momento la expresión de descontento de las fuerzas armadas será total y su ocasión debe ser ponerse del lado de la Constitución".

 

Fuente: Ámbito Financiero

Compartir

Comentarios