Maximiliano Villagra, responsable de la línea 19, dijo que "la situación es insostenible" y que el año pasado ya plantearon el tema al Concejo Deliberante capitalino.


 

 Un nuevo paro de colectivos volvió a poner en foco la problemática que atraviesa el sector. El responsable de la Línea 19, Maximiliano Villagra, habló de la diferencia que existe entre el precio actual y el que considera un precio más justo en cuanto a los costos.

Villagra califica a la situación de insostenible y solicita dialogo con las autoridades para que se llegue a buen puerto. “En el sector empresario es lo que tratamos siempre de revisar, esta situación es insostenible no desde hoy sino desde bastante tiempo con la asignación de tarifas con precios políticos que lamentablemente no se ajustan a costos, lo que sucede ya lo habíamos planteado desde diciembre al consejo deliberante. También tuvimos un conflicto similar donde la provincia salió en auxilio de las empresas con un préstamo financiero pero esta situación consejo deliberante gente de la intendencia la quita de los subsidios al combustible que permite la operación de la flota al día a día. Al no haber una recomposición de tarifas que permita hacer frente al costo de combustible se hace muy difícil la operación de la empresa”.

Villagra remarcó las diferencias de costos y la necesidad de una ayuda económica. “El año pasado las empresas de transporte recibimos aproximadamente 2.200 millones en subsidios y aparte recibíamos lo que se conocía como precio diferencial del gasoil, comparamos un valor de $11 el litro, ese precio está terminado y lo tenemos que pagar 40 pesos y el gasoil premium $45. La diferencia entre los 11 y los 40 y 45 en el caso puntual de mi empresa significa un costo adicional muy importante que yo no lo puedo absorber sino tengo una recomposición”. El empresario sostiene que caso puntual del subsidio de los 2200 millones se divide en dos. 1.560 millones va a poner la Provincia y el resto la Nación. Dicho convenio fue firmado el día de ayer.

“El estudio técnico de costos da $29. $15,50 es un precio que está fijado con un criterio político pero no se ajusta al valor político. Lo tiene que fijar el Consejo Deliberante, yo estuve presente en diciembre en una reunión con el grueso de la mayoría de los concejales. Le advertimos que iba a ser muy difícil trabajar en enero si no había una recomposición tarifaria que permita hacer frente. La quita del subsidio del gasoil ataca a las empresas, ese ahorro que tenía las empresas ya no lo tenemos y solo podemos operar por el anticipo financiero que dio la provincia. No puedo sostenerlo más, no puedo elegir entre pagar salarios y combustible”, afirmó.

Villagra sostiene que los empresarios están dispuestos a conversar para buscar una salida al conflicto. “No llegamos a esto porque queremos una medida de fuerza de gremio. No es una situación que empezó hoy sino viene desde hace varios años con tarifas que están demasiado lejos de la tarifa técnica”.

Por último, respondió a los cuestionamientos sobre el manejo del servicio “En el caso de las empresas de transporte pública uno no puede retirarse de la actividad. Uno tiene la obligación de continuar prestando el servicio. No pasa por la decisión del empresario irse. Más allá de eso, como empresario entiendo que es una situación coyuntural, en el futuro yo creo que voy a tener que se adecue a costos o voy a tener algún tipo de subsidio o cambio en la normativa que permita solventar el costo de la operación de mi línea de transporte, pero siempre pensando a futuro”.

Compartir

Comentarios