"Era mi compañera, ahora estoy pensando en la próxima aventura", sostuvo Gastón Yance respecto a la travesía. Con su vehículo sumó 5500 km en total, durante 26 días.


“Estás loco” fue, quizás, la frase más escuchada por Gastón Yance al mencionar su plan de vacaciones para este verano. Es que sus amigos y conocidos no podían concebir la idea de una travesía tan particular.

Este tucumano de 33 años se aventuró a viajar junto a su motocicleta de 110 cc y recorrió cuatro países. “Tenía un compañero, pero desertó de ultimo momento”, bromeó Gastón que decidió a hacer un viaje que pocos se animan.

“Recorrí 5500 km de Peru y Chile y recién me fui para Cuzco en el sur de Perú. Mi primera parte, fue Paso de Jama, hice la noche en Jujuy para poner a prueba a la moto”. Yance destacó que a pesar de que su motocicleta no estaba diseñada para una travesía de esta magnitud, decidió ponerla a prueba asegurando que “se las bancó a todas”. “Hice costa de chile, Iquique, Atacama, Arica y ahí pasé directamente al sur de Perú hasta llegar a Cuzco”, afirmó.

El tucumano destacó que no sufrió sobresaltos ni traspiés durante su viaje y que pudo tomar los recaudos necesarios calculando postas de ocho días. Por su parte, asegura que las condiciones climáticas fueron la mayor complicación durante el recorrido. “Había temperaturas bajo cero en la parte de la cordillera, pero a medida que iba bajando mil metros de altura iba mejorando. En el desierto de Atacama es el calor extremo también. Allí las cubiertas no me soportaron y tuve que hace dos noches para cambiar cubiertas”.

La imagen puede contener: 1 persona, moto y exterior

 

La motocicleta de Gastón poseía un tanque pequeño, por lo que pudo hacer 130 km por tanque. “Tuve un bidón de 15 litros que me aguantaba las cosas, hacia 130 km y luego descanso mío y de la moto, en los que cargaba comida o mates. Iba con carpa, bolsa de dormir y si no llegaba a algún punto que tenía planeado en donde pasaba la noche, lo hacía.

Yance destacó, además, que perdió la cuenta de todo lo gastado debido a que debió utilizar la moneda local pero asegura que ronda los 200 dólares en combustible. “Me veían la patente argentina y no podían creer. Cada paso fronterizo era cada vez mejor, en la frontera con Chile me dieron chocolate”.

26 días en total fueron los que pasó Gastón arriba de su moto, un paseo que lo alienta a más aventuras.” Hace poquito subí una foto en Facebook para agradecerle a las personas que me colaboraron y todos me comentaban que estaba loco (risas). Tenía pensado hacerlo en bicicleta, pero iba a ser muy sacrificado”.

“Tengo pensado hacer Ruta 40, nuestro país y nuestra provincia no tienen nada que envidiarles a otros lugares. Ya veré si comprare otra moto o seguiré en la misma que ya es como mi compañera, mi amiga” aseguró este tucumano que se atrevió a hacer una locura, pero con determinación y el apoyo de sus seres queridos logró un viaje inolvidable.

 

Compartir

Comentarios