Defensa no pudo avanzar de la primera ronda del torneo internacional.

El Halcón sufrió un duro golpe al caer 3-0 en su casa frente a los brasileños. Los dirigidos por Beccacece no lograron demostrar el poderío ofensivo de los últimos encuentros del torneo local.

En medio de su alegría por pelear el título en la Superliga, Defensa y Justicia sufrió un duro golpe al caer goleado 3-0 en su casa frente al Botafogo, que ya lo había vencido 1-0 la semana pasada y lo eliminó de la Copa Sudamericana en la primera fase.

Obligados a ganar, los dirigidos por Sebastián Beccacece no lograron demostrar el poderío ofensivo y la suerte que los suele acompañar en los últimos encuentros del torneo local.

Un doblete de Erik (el segundo de penal y cuando el Fogao ya se había quedado con diez por la expulsión de Marcinho) y una exquisita definición de Alex Santana desde lejísimo le dieron la clasificación a los brasileños con todos goles en el complemento.

Así, el Halcón sólo pondrá la cabeza las próximas semanas en la definición de la Superliga -el domingo enfrenta a Boca-, donde a falta de seis fechas es líder junto a Racing, con 45 puntos.

La ilusión internacional para el equipo de Florencio Varela, que la temporada pasada había llegado a cuartos de final de este certamen, quedó trunca ante la superioridad de los brasileños pese a que dominaron la posesión y atacaron mucho, pero sin puntería.

 

Fuente: TN

Compartir

Comentarios